Ministerio destruye la maquinaria utilizada para la minería ilegal

24 de mayo de 2011 00:00

La destrucción  con explosivos de  67 máquinas que servían para trabajos de minería, en la zona de San Lorenzo y Eloy Alfaro (Esmeraldas),  tiene como objetivo  evitar que continúen la extracción  ilegal, dijo ayer el ministro de Defensa, Javier Ponce. Para el  operativo militar  que se desarrolló el pasado sábado 21 de mayo se desplegaron  580 uniformados.

Ponce justificó las acciones militares al manifestar que la maquinaria  es para desarrollar minería a gran escala,  al punto de deforestar y contaminar los ríos de la zona.

El Secretario de Estado desmintió que los equipos encontrados en San Lorenzo  hayan sido utilizados para mejorar la infraestructura del lugar.  “Las máquinas que se destruyeron eran  de la minería ilegal, de manera que  esas máquinas deforestan la selva  y   contaminaban gravemente las aguas, por lo  que procedimos de acuerdo  y protegidos por la ley. Nosotros creemos que fue un operativo importante para ir frenando la minería ilegal que es uno de los mayores problemas del país”.

Según Ponce,  se destruyó las retroexcavadoras que servían para sacar piedra y tierra, ya que  “no teníamos otra posibilidad de proceder, porque en anteriores ocasiones jueces corruptos ordenaban que se devuelvan las máquinas a los propietarios, quienes realizaban la explotación ilegal y así  comenzaba el juego del gato y el ratón”.

Para el operativo se utilizaron explosivos, que fueron   ubicados en los puntos neurálgicos del motor de las máquinas, con eso se garantizaba su destrucción, indicó el Ministro, quien agregó que las acciones se ampararon en las medidas cautelares dispuestas por  el Juez XXII de Garantías Penales de Pichincha.
Pese a la magnitud del operativo se registró un solo herido,   que fue llevado a una casa de salud y dado de alta a las dos horas.

Estado de emergencia

Desde el   21 de mayo, los cantones de San Lorenzo y Eloy Alfaro están militarizados, la medida de hecho se extenderá  a  los próximos 60 días, informó el Comando Conjunto de las Fuerzas Armadas.  Las acciones se emprendieron  como parte de la ejecución del Decreto Ejecutivo 783, suscrito el   20 de mayo por el presidente de la República, Rafael Correa.

Los militares realizarán operativos en la zona  para prevenir, cesar y eliminar las actividades de minería ilegal que se desarrollan en esas jurisdicciones, con lo cual se prevé establecer el acceso libre y sin restricciones a los pobladores del sector. En los operativos  intervendrán el Ministerio de Coordinación de Seguridad, Defensa a través del Comando Conjunto de las Fuerzas Armadas (FF.AA.), Ambiente, Recursos no Renovables, Salud y Fiscalía. 

En el decreto se  plantea que es evidente y de público conocimiento que la minería ilegal, desarrollada en los cantones San Lorenzo y Eloy Alfaro (Esmeraldas), ha  provocado  daños irreparables a  los ecosistemas locales contaminando las fuentes de agua, afectando las actividades productivas agrícolas y perjudicando la salud de los habitantes de las zonas donde se ejecuta la extracción antitécnica y no autorizada.

Asentamientos mineros

Datos del Ministerio de Coordinación  de Seguridad plantean que en el operativo del   21 de mayo cerca de 113 asentamientos mineros fueron cerrados en la zona de San Lorenzo. El cierre es para detener la explotación ilegal y antitécnica de oro, informó el ministro de Seguridad Interna, Homero Arellano.

Se estima que en el norte de la provincia de Esmeraldas, límite con Colombia, hay cerca  de  120 minas dedicadas a la extracción de minerales, con énfasis en el oro.

Estos asentamientos causarían      graves problemas ambientales de contaminación y en la salud de la población, por la gran  cantidad de plomo y arsénico que se desprende de la utilización  de los químicos, según los ministerios de Ambiente y de  Salud.

El argumento es respaldado por el decreto ejecutivo que explica que  la minería en la zona ha provocado daños irreparables en los ecosistemas locales, ha contaminado las fuentes de agua, afectado las actividades productivas agrícolas y perjudica  así la salud de los habitantes.

Te recomendamos

Las más leídas