De 135 casos de migrantes reportados como desaparecidos, 47 han sido resueltos

09 de marzo de 2015 11:25

El canciller de Ecuador, Ricardo Patiño, expresó hoy su preocupación por el segundo caso reportado de un migrante ecuatoriano que supuestamente se suicidó en México, y dijo que el suceso está siendo investigado.

El cuerpo de Ángel Agustín Taco Vimos, de 24 años, fue encontrado el sábado por migrantes guatemaltecos, quienes se percataron de que aparentemente colgaba en el baño con una bufanda, en un centro de detención en la ciudad mexicana de Morelia.

"Nos preocupa sobremanera, ya es el segundo caso", sostuvo el Ministro de Relaciones Exteriores, al recordar lo ocurrido con la menor Noemí A.

El Ministro dijo que las autoridades están en contacto con la familia del joven fallecido, "para analizar las circunstancias del suicidio, ver si hay más responsabilidades y tratar de seguir capturando a las bandas detrás de estos temas", apuntó.

Patiño reiteró el pedido a las familias. "Les imploramos que no envíen a niños y jóvenes en situación de migración riesgosa". En ese sentido alertó sobre la proliferación de bandas en Centroamérica, "peligrosísimas, armadas, que infiltran autoridades".

"Si es que logran sobrevivir llegan a EE.UU., o se mueren en el camino porque los matan, desaparecen, o se suicidan", sostuvo el jefe de la diplomacia ecuatoriana al reiterar su llamamiento a "no enviar a nadie" a través de coyoteros.

El funcionario se refirió al caso de niños que atraviesan estos peligros solos para tratar de reunirse con sus familiares. "El objetivo es noble, el problema es el procedimiento. Incluso, aunque lleguen, cuántas cosas les pasará en el camino, a los mejor ni lo dicen, vivirán con ello y les hará mucho daño en su vida", apuntó.

El Canciller subrayó que entre el año pasado y lo que va del presente se registraron 135 ecuatorianos (114 en 2014 y 21 en 2015) desaparecidos en el tránsito hacia los EE.UU. Recalcó que esas cifras corresponden a lo que las familias han informado "cuando ya no aparecen".

Indicó que una vez que se les notifica la desaparición inicia la búsqueda a través de los diferentes consulados en México, Guatemala, Honduras, y demás países de Centroamérica, pero es difícil al ser una actividad irregular.

Patiño manifestó que de los 135 casos denunciados, 47 han sido resueltos, pero, subrayó, algunos de los casos "pueden ser ya de personas muertas".

También informó que de 641 ecuatorianos en condición de retorno forzado (deportados) de Estados Unidos, el 86% corresponde a ciudadanos procedentes de las provincias del Austro.

Añadió que se logró la reunificación con sus familias de 679 menores que llegaron a EE.UU. "Estos niños viajan, logran llegar, son capturados y nosotros los hemos encontrado con sus familias de nuevo", recalcó el ministro.

Contenido externo patrocinado