Correa: "Soy tan importante que hasta me insultan en el extranjero"

29 de julio de 2011 08:52

Durante un conversatorio con la prensa en Perú, el presidente Rafael Correa indicó que la publicación del diario Correo, que en su portada de ayer repudió su visita a ese país, demuestra exactamente lo que cierta prensa pretende negar: "los abusos, la falta de ética, la deshonestidad y la corrupción".

"Soy tan importante que hasta me insultan en el extranjero", ironizó Correa, sosteniendo en sus manos un ejemplar del rotativo peruano que en su primera plana se leía: "¡Repudio!".

"Hasta me tomé fotos con este periódico", agregó.

El gobernante ecuatoriano indicó que la mejor respuesta para este tipo de agresiones está en uno de los versos del libro "Poesías jocosas" del fallecido poeta ecuatoriano Luis Cordero Crespo: "Si un can me muerde con furia lo siento más no me inmuto, porque él como todo bruto, lastima, pero no injuria. Y fuera tamaño el yerro que, dando a menor rienda, trabase dura contienda con el infeliz del perro".

Las declaraciones del Mandatario se produjeron en la Base Aérea del Callao, luego de la Cumbre Extraordinaria de la Unasur (Unión de Naciones Suramericanas).

En Lima, el presidente Correa presentó su libro "Ecuador: De Banana Republic a No República" y asistió a la posesión de su homólogo peruano Ollanta Humala.

En el diálogo con la prensa, el Presidente ecuatoriano señaló que el primer discurso oficial de Humala  fue equilibrado. Habló además de la necesidad de cambiar las relaciones de poder, incluso con los medios de comunicación.

"Fue un mensaje muy equilibrado, tocando temas importantes énfasis en la inclusión pero todavía nos falta mucho en la democracia real. En eso coincidimos plenamente", sostuvo.

Correa ratificó sus deseos de éxito para el nuevo Gobierno peruano que dijo, deberá enfrentar duros obstáculos para concretar la transformación económica y social que se ha propuesto.

"Ganar las elecciones no es ganar el poder", indicó y agregó que su homólogo Ollanta Humala muy probablemente tendrá que luchar con los poderes fácticos, entre ellos los medios de comunicación, que ya no ponen ni quitan Presidentes, pero que aún hacen daño.

El jefe de Estado retornó antes de la medianoche de ayer al país.

 

El presidente ecuatoriano, Rafael Correa, señaló que el primer discurso oficial del nuevo mandatario peruano, Ollanta Humala, fue equilibrado. Habló además de la necesidad de cambiar las relaciones de poder, incluso con los medios de comunicación.

“Fue un mensaje muy equilibrado, tocando temas importantes énfasis en la inclusión pero todavía nos falta mucho en la democracia real. En eso coincidimos plenamente”, anunció.

Asimismo, aunque evitó extender recomendaciones al nuevo jefe de Estado, Correa sí insistió en que si Humala se propone hacer “verdaderos cambios en Perú, habrá resistencia también”. Para Correa, es así como empieza la lucha, “al cambiar las relaciones de poder, porque si los poderes fácticos siguen al poder, seguirá excluyéndose a las grandes mayorías”.

En ese sentido, se refirió al rol de la prensa y a la necesidad de enfrentar sus excesos con  la ley. No solo se lo recomiendo a Humala –afirmó el presidente- sino a cualquier ciudadano.

“Cuando les conviene son prensa libre e independiente (…), yo doy la vida por la libertad de expresión, otra cosa es pretender que cualquier empresa con fines de lucro (medios de comunicación) está sobre el bien y el mal”.

Al iniciar el conversatorio, el mandatario ecuatoriano apareció con el periódico peruano Correo en la mano. Dicho rotativo circuló este jueves 28 de julio con una publicación íntegramente en contra de Correa. En la primera plana se leía “¡Repudio!”. Ante ello, el presidente dijo: “Soy tan importante que hasta me insultan en el extranjero”.

Dijo: “Hasta me tomé fotos con este periódico”. A decir de Correa, dicha publicación “demuestra el abuso, la falta de ética y la deshonestidad de cierta prensa”.

Te recomendamos

Las más leídas