Ecuador, 26 de Mayo de 2024
Ecuador Continental: 12:34
Ecuador Insular: 11:34
El Telégrafo
Comparte

El artículo 329 de la constitución reconoce el trabajo autónomo

El Municipio aún quita la mercadería a ambulantes

Jimmy Carrillo vende mandarinas con temor, pues recientemente los metropolitanos le quitaron otro triciclo. Foto: Karly Torres / El Telégrafo
Jimmy Carrillo vende mandarinas con temor, pues recientemente los metropolitanos le quitaron otro triciclo. Foto: Karly Torres / El Telégrafo
17 de julio de 2015 - 00:00 - Redacción Guayaquil

Un vendedor ambulante de bananas y su carretilla embarcados en el balde de una camioneta de la Policía Metropolitana abre un nuevo caso de las prácticas del Municipio de Guayaquil contra los comerciantes.

La imagen del trabajador afectado fue difundida en las redes sociales. El ‘informal’, custodiado por varios guardias del Cabildo, fue trasladado la noche del martes en el carro con el disco número 533.

La foto muestra cuando lo llevaban por las calles 6 de Marzo y Trujillo (al sur), rumbo a las bodegas del cuartel de los metropolitanos (junto al Mercado Caraguay).

En ese sitio están amontonados los productos y artículos que a diario son decomisados a los ciudadanos que comercian sin la ‘venia’ del alcalde Jaime Nebot Saadi.

Un incidente similar, que causó rechazo en la comunidad, se registró a inicios de este año, en enero. Entonces, la perjudicada fue María Quinde, a quien los guardias del Alcalde (además de quitarle las botellas de agua) la llevaron con la mano atrapada en una puerta del automotor de propiedad pública. Debido a la difusión de un video, en el que se evidencia la agresión, fueron destituidos 2 municipales.

El retiro de los productos y las herramientas de trabajo son prácticas de la administración municipal del Partido Social Cristiano-Madera de Guerrero, a pesar de que está prohibido en el artículo 329 de la Constitución.

“Se reconocerá y protegerá el trabajo autónomo y por cuenta propia realizado en espacios públicos (...). Se prohíbe toda forma de confiscación de sus productos, materiales o herramientas de trabajo”.

En las calles 10 de Agosto y Antepara, centro de la ciudad, sobran los testimonios de informales que han sufrido las pérdidas de sus bienes.

Jimmy Carrillo cuenta que hace dos semanas se le llevaron el triciclo en el que expendía chirimoyas. El ciudadano dice que dio por perdido todo, ya que en el Municipio le piden el título de propiedad notariado del triciclo. “Es un vehículo artesanal y viejo, ¿cómo voy a tener un título de propiedad?”, se queja.

En cambio, a John Hurtado, a quien en el mismo sector se le llevaron un triciclo con jugo de coco, le rociaron gas en la cara. “Yo jamás los agredí”.

En el Cabildo, según información entregada a EL TELÉGRAFO, el trámite dura alrededor de 15 días. Por ese motivo, los productos que se pudren en la bodega del cuartel (frutas y comidas preparadas) son arrojados a la basura.

Y si luego de 3 meses no son reclamados los otros artículos (como triciclos) son destruidos en los patios. A eso se suma una multa, cuyo valor depende de la ‘falta’ cometida. (I)

Contenido externo patrocinado

Ecuador TV

En vivo

El Telégrafo

Pública FM

Noticias relacionadas

Social media