En el puerto principal se realizan estudios para dragar el estuario

Parques se construirán en dos tramos del estero Salado para reducir la polución

- 14 de octubre de 2014 - 00:00
El estero Palanqueado, a la altura de Cisne II, fue intervenido por el MAE y actualmente no existen asentamientos habitacionales en las riberas. Foto: José Morán / El Telégrafo

En el puerto principal se realizan estudios para dragar el estuario

La construcción de parques lineales en sitios de estrangulamiento del Estero Salado (Guayaquil) es la principal opción para reducir la contaminación en el afluente, según el Ministerio del Ambiente (MAE).

En Mogollón y en un tramo de Las Ranas (en el suburbio) al momento se han eliminado rellenos  con el objetivo de realizar las mencionadas obras.

La medida responde a que allí existen 5 puntos en los que la remoción de piedra y arena “no sería significativa para la liberación del estero (eliminación de rellenos antitécnicos)”, explica Lorena Tapia, titular de la cartera de Estado.  

El material pétreo fue ubicado en antaño por familias que ganaron terreno al espejo de agua y construyeron casas en la zona.

El trabajo desarrollado durante el último año por la autoridad ambiental también incluyó el retiro del lodo en el estero Palanqueado.

A inicios de 2015, una vez que la empresa francesa Insavalor - Provademse entregue los estudios sobre los niveles de contaminación de los sedimentos, se determinará el procedimiento para el dragado del afluente.

Por esa razón se tomaron muestras en Las Ranas. De acuerdo con el MAE, existe mercurio, plomo, cobre y cadmio en el limo asentado en el Salado.

Una alternativa para el tratamiento de los sedimentos es la implementación de una planta que permita la reutilización del elemento para relleno.

Pero la Ministra aclara que el eje principal del rescate del Salado es determinar cuáles son las empresas y casas que originan las descargas de aguas residuales. El ministerio ratifica que la vigilancia es responsabilidad del Cabildo.   

Las familias que habitan en los ramales Puerto Lisa, Palanqueado y Las Ranas reconocen cambios significativos en cuanto al cuidado del estero.

En la cooperativa Cisne 2, por ejemplo, Mario Parrales comentó que se redujeron los malos olores en la zona del espejo de agua: “es mucho más claro que hace dos años”.

Mientras que en Las Ranas, aunque el hedor producido por los niveles de contaminación ha disminuido gracias a la oxigenación, los moradores denuncian que aún existen personas que arrojan desechos al agua.

Personal ministerial también ha intervenido con capacitación en la comunidad para la correcta disposición de la basura.

DATOS

A inicios de 2014, el Ministerio del Ambiente (MAE) planteó el retiro de sedimentos del estero Salado mediante diseminación.

En aquel mes, la cartera de Estado precisó que su personal ha inspeccionado 586 empresas en las riberas del estuario, para verificar el tratamiento que le dan a sus aguas residuales.  

Una fase consiste en el “ocultamiento” del material contaminado y en la reducción de las vías de migración de los contaminantes.

Otra fase radica en el retiro de material contaminado del lecho pluvial y en su reubicación en una posición seleccionada. Posteriormente debe ser recubierto de material limpio.

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto: