En guayaquil la venta de víveres se desarrolló con normalidad

Comerciantes denuncian falta de hidrantes (Galería)

- 31 de octubre de 2014 - 00:00
Los dueños de bodegas aún querían rescatar, entre los escombros, productos en buen estado. Foto: Karly Torres / El Telégrafo

En guayaquil la venta de víveres se desarrolló con normalidad

Los comerciantes de la Terminal de Transferencia de Víveres (TTV), tras el incendio registrado la tarde del miércoles, exigen a las autoridades municipales mayores seguridades contra este tipo de percances. Ochenta puestos -entre locales y bodegas- fueron afectados.

Este es el segundo evento de esta naturaleza registrado en el mercado de Montebello. En noviembre de 2011, 36 locales se quemaron. Precisamente, los vendedores que entonces fueron reubicados resultaron perjudicados nuevamente.

Andrés Moreno perdió, aproximadamente, $ 300.000 entre los dos accidentes. Los mayoristas ayer desconocían la probable causa del siniestro, pero especulaban que pudo originarse por una variación de voltaje y un cortocircuito.

Aunque existen hidrantes a pocos metros del lugar -señaló Moreno- no funcionan. “Los pocos extintores que había estaban dentro de los puestos que, en cuanto se inició el fuego, se encontraban cerrados”, dijo. Productos de abarrotes, como fideos, aceites, harina y derivados de plásticos, se expendían en la zona quemada. Parte de la mercadería fue rescatada, pero no podrá ser expendida hasta que termine la inspección de la Comisaría de Salud.

Además, las autoridades realizarán un análisis para determinar qué mercancía sigue siendo apta para el consumo humano.

Nuevo incidente

El comerciante Edwin Paida manifestó que su progenitora, propietaria de uno de los locales, perdió $300.000 en mercadería. Hace 3 años él también fue damnificado.

En el sitio aún hay rastros del accidente de 2011. Quedan pilares y el ofrecimiento de que el lugar sería reconstruido. “Va a tocar empezar nuevamente de cero porque nunca me repusieron nada”, comentó Paida. Varios perjudicados coincidieron en que no han podido ser asegurados por ninguna empresa “porque el sitio es un lugar abierto”.

Por su parte, el alcalde Jaime Nebot confirmó que los bienes municipales, refiriéndose a la infraestructura del mercado, están asegurados.

Durante las labores del Cuerpo de Bomberos y la Policía, los comerciantes fueron impedidos de retirar la mercadería. Xavier Moreno, a quien se le quemó mercancía en los dos últimos incendios, denunció que el personal que se encargaba de la limpieza se estaba sustrayendo parte de los productos.

El microempresario también solicitó que haya una investigación más exhaustiva. “Del anterior incendio nunca aclararon nada ni repusieron nada”.

Los comerciantes fueron citados la mañana de hoy a la sede de la Gobernación del Guayas para una reunión con las autoridades, que permita establecer los correctivos y las urgencias requeridas.

El gobernador Rolando Panchana adelantó que solicitará a los concejales de PAIS que obtengan datos sobre la infraestructura de la TTV y criticó la inexistencia de elementos antiincendios. “¿Cómo es posible que los bomberos hayan tenido que abastecerse de agua lejos del punto?”, se preguntó.

Por su parte, la Fiscalía Provincial del Guayas inició una investigación para determinar las causas del desastre registrado en el mercado de Montebello.

El fiscal Paúl Ponce manifestó que un agente dirigirá la investigación previa para recopilar indicios del suceso.

Como primera acción se solicitará al Departamento de Criminalística de la Policía Nacional el informe de inspección ocular técnica realizado en los 80 puestos.

De igual manera, la entidad hará un reconocimiento del lugar y solicitará pericias sobre las condiciones de las instalaciones eléctricas en los establecimientos, “a fin de establecer si existió algún tipo de negligencia”, informó.

Productos no escasearon

Las actividades se desarrollaron con normalidad en los mercados minoristas del cantón. En la mayoría de locales de abastos, según los dueños de los pequeños puestos, se surten directamente de las empresas fabricantes.

En locales de venta de frutas y verduras, que sí adquieren en el mercado en la vía Perimetral, mencionaron que las bodegas que se quemaron no son sus proveedores.

Marco Pilamunga, vendedor del mercado de Sauces 9 (en el norte), explicó que la frutilla subió de precio, pero no por el incendio, sino por la demanda de ingredientes para la colada morada.

María Jurillo, dueña de otro puesto, expresó que los ciudadanos que iban al TTV tienen como alternativa ir a las pequeñas plazas. “Así tal vez el mercado se favorece”.

En cambio, César Lucio, comerciante del mercado Central, manifestó que está abastecido de productos.

Lucio contó que colegas suyos que compran en Montebello han tenido que desplazarse hasta Durán para obtener los alimentos. “Los precios están normales y creo que allá las cosas se van a regularizar este fin de semana”.

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto:
Medios Públicos EP