La universidad ecuatoriana aporta al combate del covid-19

- 09 de julio de 2020 - 00:00

La importancia del aporte de las universidades al desarrollo de los países es un axioma que se repite de manera constante. Y en situaciones de crisis como la que vivimos en la actualidad se considera que ese apoyo es incluso más importante. En los últimos meses, los centros de educación superior ecuatorianos no han sido indiferentes y han generado propuestas e iniciativas que aportan soluciones a diferentes problemas causados por el coronavirus.

Un ejemplo es la iniciativa “Ecuador Makers contra el covid-19 UTPL”, en la que intervienen estudiantes de la Universidad Técnica Particular de Loja. El proyecto es parte de “Coronavirus Makers”, una red integrada por más de 20 mil investigadores, desarrolladores e ingenieros que trabajan a escala mundial en soluciones para atender las necesidades de materiales médicos en el marco de la pandemia. Y producto de ello, desde marzo, en la UTPL se producen máscaras faciales, mascarillas y respiradores mediante impresión en 3D.

Asimismo, integrantes de la Universidad Tecnológica Equinoccial (UTE) junto con colegas suyos de la Universidad San Francisco de Quito (USFQ) ejecutan un proyecto de uso de plasma convaleciente para tratar a contagiados con covid-19 en tres hospitales de la red pública de Quito y Guayaquil.

Mientras tanto, miembros de la Escuela Politécnica Nacional crearon la aplicación tecnológica denominada Salvavidas, que permite conocer la distribución geográfica de los casos confirmados y las zonas con mayor riesgo de incidencia del covid-19, en cada ciudad del país.

Además, personal y estudiantes de Ikiam planean mascarillas con filtros reutilizables, los que servirán para diagnosticar de forma la presencia del virus. Para ello usarán biología sintética para engañar, atrapar y detectar al covid-19, empleando un cartucho biodegradable e inteligente en el interior de la máscara.

Lo anterior no es lo único desarrollado, pero muestra el potencial que tiene la academia ecuatoriana para aportar al país. Y en buena hora que la emergencia ha servido para incentivar el trabajo de los investigadores nacionales. (O)

Medios Públicos EP