Lenín Moreno desmiente a los dirigentes del paro

- 22 de enero de 2020 - 00:00

El presidente de la República, Lenín Moreno, hizo un recuento pormenorizado de los daños y agresiones ocurridos durante las protestas de octubre de 2019.

Moreno se refirió al tema durante su mensaje semanal al país, la noche del lunes, en respuesta al anuncio de dirigentes de las movilizaciones de demandar al Estado por el supuesto uso excesivo de la fuerza.

Para desmentir aquello el Jefe de Estado detalló que durante las protestas 435 policías y 80 militares fueron heridos y que uno de los uniformados perdió un ojo.

Añadió que 202 policías y soldados fueron secuestrados durante esos días, para demostrar que los integrantes de la Fuerza Pública en ningún momento actuaron con violencia. Y fue enfático al señalar que “la Policía usó material disuasivo. No usó material letal y no disparó una sola bala”.

En tanto que para subrayar la violencia con la que actuaron algunos de los manifestantes, el Primer Mandatario recordó que 26 unidades de policía comunitaria (UPC) fueron destruidas y que una unidad de vigilancia comunitaria (UVC) fue quemada. Además, 108 vehículos de las fuerzas policiales también sufrieron daños.

El recuento continuó con la afirmación de que 57 ambulancias fueron atacadas e impedidas de atender a enfermos y heridos. “Eso -señaló el Presidente- nunca ha ocurrido en el planeta ni siquiera en las guerras más cruentas”.

Acotó que el cierre de vías protagonizado por los manifestantes generó problemas de abastecimiento de oxígeno y sangre a los hospitales de Ambato, Latacunga y Riobamba.

Para la primera autoridad del país fue claro que en octubre hubo sectores que se aprovecharon de la protesta indígena para intentar dar un golpe de Estado en su contra y desestabilizar al Ecuador. (I)

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto:
Medios Públicos EP