Ballet Nacional de Ecuador presenta nueva versión de Romeo y Julieta

- 13 de febrero de 2020 - 12:44
El ballet Romeo y Julieta combina la habilidad de la danza con el despliegue actoral.
Cortesía

Romeo y Julieta, la conocida historia de amor de William Shakespeare, vuelve a Quito en una puesta del Ballet Nacional de Ecuador (BNE) bajo la dirección del maestro Rubén Guarderas, con coreografía y puesta en escena del maestro Héctor Sanzana.

Este clásico con música de Serguéi Prokófiev podrá ser visto en el escenario de la Sala de Conciertos de la Casa de la Música en la capital ecuatoriana, este viernes 14 y sábado 15 de febrero de 2020 a las 19h00.

El coreógrafo Héctor Sanzana en declaraciones a diario EL TELÉGRAFO recordó que este es un ballet con numerosas versiones en todo el mundo y mencionó, entre otras, la que se hizo en 2007 en Ecuador bajo su trabajo coreográfico.

En cuanto a las novedades que se pueden considerar en esta ocasión se refirió a “los cambios de roles en los elencos con dos bailarines que son cabezas muy interesantes en los papeles de Romeo y Julieta”.

Sanzana destacó la nueva generación de bailarines clásicos que en esta fecha tiene el BNE, así como “el esfuerzo artístico y también de la producción pues es una puesta de ballet muy grande en cuanto a escenografía, con vestuario de la época de Shakespeare, con vestidos largos y la ambientación de los famosos castillos de los Capuletos y Montescos”.

Respecto al trabajo con los bailarines lo calificó como “bastante fuerte”,  pues como es conocido “en este ballet no es solo bailar, sino que hay que cumplir con la parte actoral, que los sentimientos se entreguen y lleguen al público; se comienza con casi 30 personas en el escenario  y al final se termina con los dos protagonistas en la escena de la muerte”.

Dentro de la complejidad de la obra enfatizó en la dificultad que tiene que enfrentar la pareja principal en conllevar estos roles, “justamente por el trabajo actoral y por supuesto la parte técnica que yo manejo, los saltos y los Pax de deu que están dentro de la partitura de Prokofiev”.

Llevarlo a otras ciudades

Sanzana espera que este ballet tenga la acogida de excelencia que esta obra siempre ha tenido  y poder “revivir los momentos de aplausos del público ecuatoriano, pues son bailarines de primera; además que la puesta pueda moverse  por todo el país”.

El coreógrafo recordó que en Cuenca se hizo una vez con la orquesta sinfónica,  “con música en vivo que siempre es hermosa, pero que en Latinoamérica se logra pocas veces”. También aspira a presentarla en Loja y Guayaquil con las orquestas sinfónicas de esas ciudades.

Aclaró que en esta ocasión se presenta en la Casa de la Música sin orquesta “por un asunto de logística, pues cabe el ballet o la orquesta y adaptamos la obra para este espacio”.

La adaptación al ballet de la obra literaria de William Shakespeare se presenta en la Casa de la Música en tres actos con nueve escenas en las que se integran pasos de ballet clásico con movimientos de baile folclórico italiano, además de los elementos ya mencionados de vestuario y escenografía.

Las entradas cuestan $ 10 y se pueden adquirir en la boletería de la Casa de la Música o en https://boletos.casadelamusica.ec (I)

 

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto:
Medios Públicos EP