El tango de Astor Piazzolla revive con un quinteto

- 04 de abril de 2019 - 00:00
El quinteto lleva 20 años viajando por todo el mundo como el legado del autor por el que lleva su nombre.
Foto: José Morán / EL TELÉGRAFO

La banda es la que más sintetiza la obra del maestro argentino. Revolucionario es el primero de cuatro discos y el último se estrenará en dos años, para su centenario.

El Quinteto Astor Piazzolla lleva el estilo del maestro argentino a todas partes del mundo. Con fidelidad intentan retratar la pasión que impera en cada una de sus composiciones.

La noche de ayer estaba previsto un concierto en el Teatro Centro de Arte, en Guayaquil, con el repaso de emblemáticos temas de su primer disco Revolucionario, nombre que lleva su gira por algunas ciudades de Latinoamérica. Hoy llega a Quito como parte de las celebraciones de los 14 años de la Casa de la Música.

Julian Vat, director de la agrupación, habló a este medio durante la prueba de sonido, sobre la responsabilidad de la agrupación al estudiar las obras del recordado artista, que atesora casi tres mil piezas.

“Se trata de recrear un estilo todo el tiempo pensándolo a Piazzolla solo como director. En ese caso mi función pasa a ser más como una especie de supervisor para que eso ocurra”, comenta el también flautista y violinista.

Asegura que para lograr el sonido que los caracteriza, trabajan en forma conjunta bajo un estudio que requiere  de investigación y el esfuerzo de cada uno para crecer como banda.

Entre los temas que forman su repertorio están “Chin Chin”, una canción que se basa en la versión del Montreal Jazz Festival de 1984, que jamás ha sido grabada en un estudio.

También repasan “La Camorra I”, un tema de ritmo cortante, y “Tango para una ciudad”, que alude a Buenos Aires y Nueva York, lugares donde vivió el maestro.

Estas y otras más interpretan los integrantes del quinteto, formado por su director hace veinte años con una convocatoria.

Lo integran: Lautaro Greco en el bandoneón, Sergio Rivas en el contrabajo, Germán Martínez en la guitarra, Sebastián Prusak en el violín y Christian Zárate en el piano.

“Cada concierto tiene dentro de su estructura momentos de improvisación de sus integrantes. De ninguna manera tratamos de clonar y el trabajo más difícil de todos pero en el que se escucha más, es en el bandoneón”, sostiene Vat, quien hace 5 años sumó a Greco.

“Humildemente digo que es el que más cerca está de esa mixtura de sentimiento, técnica y dominio de los elementos”, asegura.

Quienes han seguido de cerca el trabajo de Piazzolla reconocen que en cada concierto, así sea acompañando a grandes o con su propia orquesta, sus melodías no sonaron iguales.

Aquello fue parte de la magia de sus interpretaciones, una marca de su genialidad  pero también porque permitía ser atravesado por otros géneros, como el jazz.

Justamente este es el que lo invita a no regirse solo al pentagrama, sino a arriesgarse a improvisar al igual que lo hace el quinteto.

Seguidor de Astor Piazzolla desde los 12 años, Vat dice haber asistido a todos los conciertos que podía.

La mejor de sus anécdotas fue cuando lo conoció a sus 21 años. En ese entonces, Vat tocaba en una banda y  sus amigos le lanzaron un casete con sus temas al auto de  Piazzolla.

Luego se conocieron personalmente y recuerda que aquella charla fue inolvidable. El resultado está en una obra que el músico escribió para flauta y se la obsequió para que la estrene.

Recuerda que les contó sobre la disciplina en su trabajo. La misma de la que siempre habla su viuda, Laura Escalada, presidenta de la Fundación, quien regenta al reconocido quinteto.

“Piazzolla ha resultado de su propia música. Cuando vos escuchás su tango es como escuchar a Buenos Aires, es el sentir de él, él mamó tango para llegar a esto”, dice Vat.

Recalca que el maestro atravesó el tango como orquestador, incluso como arreglador del bandoneonista Aníbal Troilo o como director del cantor de tangos, Francisco Fiorentino.

En dos años será el centenario de Astor Piazzolla, y la agrupación lo festejará en un evento que reunirá a varios intérpretes de su música.

El CD Revolucionario es el primero de una serie de cuatro que en 2021 estrenará su último disco con temas jamás grabados y los ya conocidos por sus seguidores. (I) 

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto: