Toda la estructura comprende 24.915 metros cuadrados

El parque lineal de Huaquillas posee 1,5 kilómetros de largo

- 15 de Julio de 2017 - 00:00
La obra fue posible gracias a la demolición por parte del gobierno de 60 bodegas clandestinas, utilizadas para contrabandear combustibles.
Foto: Fabricio Cruz / EL TELÉGRAFO

Los habitantes de este cantón creen que la queja de un pequeño grupo de comerciantes no debería afectar el bienestar de la mayoría de la población.

Machala.-

Dando los últimos acabados se encontraba uno de los 40 obreros que hasta ayer trabajaron en la construcción del Parque Lineal de Huaquillas, obra que es parte del acuerdo binacional de 2013, entre los expresidentes Ollanta Humala (Perú) y Rafael Correa (Ecuador).   

Danilo Herrera, técnico de la construcción, informó que la obra avanzó hasta el 48% del total previsto, hasta el anuncio de la Cancillería de Ecuador de suspender los trabajos, como respuesta de buena vecindad a la acción de las autoridades peruanas de llamar a consulta a su Embajador en Quito. El actual gobierno peruano ha expresado disconformidad con lo que ellos entienden como muro de separación de frontera.

Técnicos ecuatorianos, que prefirieron no identificarse, refutaron la interpretación dada al ‘muro’ al decir que será para separar las localidades de Huaquillas (Ecuador) con Aguas Verdes (Perú). La Cancillería ecuatoriana también aclaró que se trata de un parque, no de un muro.

Rosa Paredes, habitante del cantón fronterizo, comentó que un grupo de comerciantes manifestó que se construye un muro al estilo Donald Trump (Estados Unidos-México) en la frontera Ecuador-Perú, comparación evidentemente exagerada.

“No puede ser que por un grupo de comerciantes se afecte a toda la población que ya pensaba en tener un sitio turístico y libre de focos de infección como lo es ahora el canal internacional”, dijo la huaquillense.

Como ella piensa la mayoría de los ciudadanos consultados por este diario, sin embargo, al llegar a la línea misma de frontera los criterios cambian, pues allí están los 95 comerciantes que se oponen a la obra debido a que, según ellos, les afecta directamente en su trabajo, pues para que la construcción continúe tendrán que ser demolidas bodegas construidas ilegalmente y que, según autoridades provinciales y de policía, sirven para guardar contrabando hidrocarburífero.

El alcalde de Huaquillas, Ronald Farfán, manifestó estar a favor de la obra, y su similar de Aguas Verdes, Eli Pintado, anunció que se construirá una obra igual en esa ciudad, es decir del otro lado del canal internacional.

“Tratan de distorsionar este tema, hasta dijeron que se trataba de dividir Huaquillas con Aguas Verdes, algo que es totalmente mentira, falso, porque ahí se estaba cogiendo niveles de suelo, porque ya existía el muro, pero era de tierra; lo que están haciendo los obreros es levantar el muro de cemento para contener material que se llama base y sub-base para luego ubicar la construcción del corredor turístico, y adicionalmente la construcción del mercado multifuncional”, destacó el burgomaestre.

“Son tratados que deben respetarse, ya que están plasmados en acuerdos de paz firmados en 1998”, señaló el alcalde, al mismo tiempo que declaró que en Perú hubo una mala interpretación y en el encuentro de alcaldes de Aguas Verdes y Zarumilla, el burgomaestre de Aguas Verdes manifestó que en los próximos días también construirán una obra similar, que es el malecón y el ensanchamiento del puente La Plaza de la Hermandad. Huaquillas tiene cerca de 48 mil habitantes. En la zona del comercio existen 3 mil comerciantes, tanto del lado peruano, como ecuatoriano. Pero son 95 quienes se afectan directamente.

El parque de 1,5 km comprende las áreas abiertas y la recuperación del entorno.

Reunión de cancilleres

La canciller ecuatoriana, María Fernanda Espinosa, manifestó ayer que mantuvo una reunión con su similar peruano, encuentro en el que trataron la construcción del Parque Lineal de Huaquillas.  

La funcionaria explicó que la construcción del parque lineal continuará. Sin embargo, el levantamiento del muro queda suspendido temporalmente. En los próximos días está prevista en Lima una reunión técnica de cancilleres para abordar el tema. (I)

-----------------------

Acuerdo binacional dado en Huaquillas

El año pasado en el Centro Binacional de Atención en Frontera (CEBAF), en el cantón Huaquillas, se reunieron representantes de los gobiernos locales de Ecuador y Perú para la implementación de los compromisos binacionales -dentro del Plan Integral Binacional de Desarrollo de la Región Fronteriza de ambas naciones- alcanzados por parte de los ahora expresidentes Rafael Correa y Ollanta Humala.

En esa cita se recordaron los entendimientos dados en Cuenca en el 2012, Piura en 2013; y, finalmente, la declaración de Arenillas de 2014. En esta última se aprobó la visión urbanística y el inicio de la ejecución de las obras del “Plan Integral para el Espacio Urbano conformado por las ciudades de Huaquillas y Aguas Verdes y el Canal de Zarumilla”, obra que empezó Ecuador en abril pasado y se paralizó ayer.

Para la construcción del Parque Lineal, el Gobierno de Ecuador demolió más de 60 bodegas “clandestinas”, que estaban instaladas en el canal y que servían para el contrabando de hidrocarburos.

Esto generó protestas en ciertos sectores de Huaquillas que se dedican a esta actividad ilegal, oponiéndose a la construcción del parque. “Nosotros conocemos quiénes del lado peruano y del lado ecuatoriano no quieren la obra, ellos llamaron a la prensa e hicieron un show y finalmente les resultó, afectando a los que sí queremos que el ornato de la frontera cambie”, expresó Abel Torres, quien tiene una cevichería en Huaquillas. (I)