Apple y Samsung están a la espera de un veredicto

23 de agosto de 2012 - 00:00

El juicio de patentes entre Apple y Samsung, que podría condicionar el mercado de la telefonía en EE.UU., quedó  a la espera de que el jurado alcance un veredicto después de tres semanas de litigio en un tribunal federal de San José, en pleno Silicon Valley californiano.

Apple denunció a Samsung el año pasado por considerar que la empresa surcoreana había copiado deliberadamente los diseños de sus dispositivos móviles para fabricar su siguiente generación de teléfonos y lanzar su tableta Galaxy Tab.

La compañía cofundada por Steve Jobs pidió que la corte obligue a Samsung a indemnizarles con 2.500 millones de dólares y que le prohíba que venda en EE.UU. los aparatos que violan sus patentes.

Samsung rechazó los cargos y contraatacó con otra denuncia el año pasado en la que dijo que Apple se había apropiado sin autorización de su tecnología de telecomunicaciones 3G y algunas características de la cámara de fotos para teléfonos, entre otras, una infracción de patentes y pagos derivados que se valoraron en más de 600 millones de dólares.

Los abogados de Apple solicitaron ayer al jurado que prestaran atención a la cronología del diseño de teléfonos de Samsung antes y después de que el iPhone debutara en 2007 y aseguraron que lo que Apple tardó 5 años en crear, Samsung lo copió en 3 meses como respuesta a una crisis de diseño.

La defensa de la empresa californiana indicó que internamente Samsung consideró el iPhone como una revolución y que estos copiaron no solo el diseño rectangular, sino también su manejo.

Apple citó un estudio de Best Buy en el que se indicaba que algunos consumidores llegaron a confundir la tableta de Samsung con el iPad por su parecido estético y devolvieron el producto, lo que a juicio de los abogados es una prueba de la confusión creada en el mercado.

Para la empresa surcoreana los diseños varían con los años y Apple no posee la patente sobre el rectángulo ni sobre filas de íconos de colores.

Los abogados de Samsung defendieron que, más allá de la apariencia de forma, sus productos y los de Apple difieren en sus aspectos técnicos y en su fabricación e insistieron en que Apple no tuvo complejos en usar su tecnología de conexión 3G para el iPhone 3G.

Tras las respectivas réplicas, concluyó la sesión y se emplazó al jurado a volver el miércoles para iniciar las deliberaciones.

Los integrantes del jurado tendrán que llenar un cuestionario de 20 páginas para dar forma a su veredicto, un documento en el que deberán indicar, uno a uno, la legitimidad de los aparatos puestos en tela de juicio.

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto: