La mochila de emergencia tendrá alimentos andinos

- 22 de noviembre de 2018 - 00:00
En Ecuador se consumen tres kilos de quinua en el año, una cantidad mínima en comparación con Perú con 50 kilos anuales. El objetivo es incrementar su consumo. Este cereal tiene aminoácidos, proteínas y minerales.
Foto: Elizabeth Maggi / El Telégrafo

La quinua y el amaranto se utilizan en países desarrollados para la alimentación y supervivencia de las personas. Todos tienen aportes nutritivos.

La quinua, el amaranto, el chocho, la máchica, el maíz y el café de haba son algunos de los alimentos andinos más conocidos en la población. Su valor energético ha sido considerado no solo en una dieta saludable, sino que también formarán parte de la denominada mochila de emergencia.

Esta iniciativa que surge en la Secretaría de Gestión de Riesgos (SGR) zonal 3 es para impulsar el abastecimiento de estos productos ancestrales en la mochila de emergencia, un artículo considerado en las primeras 72 horas después de un desastre.

Esto debido a que la ayuda puede tomar un determinado tiempo para llegar hasta el lugar del suceso, por lo que los sobrevivientes deben sustentarse con lo que guardan en sus mochilas: medicamentos, enlatados, agua, galletas, entre otros artículos.

“Los productos ancestrales no sustituirán a ninguno de los anteriores, sino que serán algo adicional, así recuperamos nuestro enfoque ancestral, y las personas se benefician de los nutrientes que poseen estos alimentos”, señaló Patricia Larrea, coordinadora zonal de SGR.

En el marco de esta idea, técnicos de la SGR trabajan con docentes de la facultad de Recursos Naturales de la Escuela Superior Politécnica de Chimborazo (Espoch), con el objetivo de obtener cantidades exactas de consumo de los alimentos andinos posterior a una catástrofe.

“Al ser una propuesta nueva todavía armamos la cartilla con el balance nutricional. Los kits deben tener cierta porción para cada integrante de la familia, que deben durar de 48 a 72 horas después de un desastre hasta que la ayuda humanitaria llegue”, expresó Adriana Gavilánez, analista de la unidad de fortalecimiento de la Secretaría de Riesgos.

Según Marco Vivar, docente de la facultad de Recursos Naturales de la Espoch, la quinua y el amaranto ya se utilizaron en otros países para la alimentación y supervivencia de los habitantes.

“Desde que nos enteramos de que estos cereales eran consumidos por astronautas y la NASA, empezamos a valorarlos. El aporte de nutrientes que brindan es alto, los tenemos a la mano y deben estar dentro de la mochila y la dieta diaria”, enfatizó Vivar.

El catedrático manifestó que entre los alimentos andinos que una familia puede incluir en su plan de emergencia se encuentran el maíz endulzado con panela (más conocido como caca de perro), habas secas, quinua con chocolate, amaranto en barras energéticas.

“Estos productos pueden durar de tres meses a un año. Estos alimentos pueden sustituir la carne y proveer de energías suficientes en cualquier actividad”, añadió Vivar.

Se estima que en las próximas semanas finalizará el trabajo de la cartilla nutricional para socializar en la zona centro esta nueva iniciativa y posteriormente extenderse al país.

Los alimentos andinos pueden sustituir a la carne y proveer de energía a las personas.Los alimentos andinos pueden sustituir a la carne y proveer de energía a las personas. Foto: Elizabeth Maggi / El Telégrafo

Datos adicionales

En Ecuador se consume tres kilos de quinua en el año, una cantidad mínima en comparación con Perú con 50 kilos anuales. En 2017 la superficie cosechada de este cereal, o también conocido como granito sagrado, abarcó 4.115 hectáreas con una producción de 2.114 toneladas.

Mientras que en Chimborazo la superficie se ubica en 450 hectáreas con un rendimiento de 520 toneladas anuales. Tres asociaciones, que agrupan a más de 100 socios, se dedican a la labor de siembra, cosecha, producción y transformación del grano.

La quinua tiene aminoácidos, proteínas y minerales, como fósforo, potasio, magnesio, calcio, además de fibra dietética, vitamina B2 y E.

Este cereal es comparable con algunos productos de origen animal, como carne, leche, huevo y pescado. (I)

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto:
Somos Familia
Somos familia

¿Buscas la armonía en tu hogar? Aquí encontrarás algunas ideas para aplicar con tus hijos.

Suscribirse Ejemplo