Índice de pobreza se concentra en el sector rural

- 18 de octubre de 2018 - 00:00
El acceso a un empleo digno y a servicios públicos básicos es uno de los objetivos del Gobierno Nacional.
Foto: Archivo / El Telégrafo

La carencia por ingresos es de 43% y para disminuirla se plantea un acceso oportuno a los medios de producción, como tierra y créditos. En un año se redujo de 8,4% a 7,9%.

Entre 2016 y 2017, la pobreza extrema pasó del 8,4% al 7,9%; y a la par la inversión estatal en el sector social se incrementó de 9,7% del Producto Interno Bruto (PIB) en 2016 a 10,2% en 2017.

“Esas cifras se traducen en un crecimiento de la inversión social per cápita de $ 588 en 2016 a $ 626 en 2017, la que seguirá incrementándose para disminuir la brecha y llegar con atención sostenida a los sectores más vulnerables de la patria”, dijo José Agusto, secretario de Planificación, durante el Día Internacional para la erradicación de la pobreza que se recordó este miércoles 17 de octubre en Quito.

Agusto recordó además que la pobreza multidimensional (que evalúa el cumplimiento de derechos como educación, vivienda, seguridad social, trabajo, entre otros) se redujo del 35,1% en 2016 al 34,6% en 2017.

Recordó que Ecuador ejecuta el Plan Toda una Vida para brindar mayores oportunidades de desarrollo a los sectores más desatendidos.

“El plan afirma la necesidad de impulsar la productividad y competitividad como mecanismo de reactivación productiva y generación de empleo creando oportunidades y cerrando brechas de acceso a servicios sociales”.

Reconoció que existe una clara brecha territorial. “A junio de 2018 la pobreza por ingresos en el área urbana se situó en 15,9% y en la zona rural 43%”.

Para combatir esa inequidad, el buen vivir rural plantea el acceso oportuno a los medios de producción como tierra, riego y crédito; así como la garantía de la cobertura de servicios públicos como salud y educación.

La presidenta del Comité interinstitucional Toda una Vida, Rocío González, aclaró que la erradicación de la pobreza es un objetivo que se puede alcanzar con un esfuerzo conjunto de múltiples actores sociales y políticos del país y del mundo.

Recordó que el Plan Toda una Vida es una política pública cuya misión es profundizar la construcción de una sociedad incluyente, equitativa y humana.

“Este Plan propone acciones orientadas a aquellos grupos en condiciones de pobreza y vulnerabilidad encaminadas a garantizar el ejercicio de los derechos de las personas en todo el ciclo de vida (...). Para ello contamos con la Misión Ternura que cuida a los niños desde la concepción hasta los primeros 1.000 días; o la Misión mujer que busca eliminar la discriminación”.

Según Nuno Queiros, representante del Programa de Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD) en Ecuador, la Agenda 2030 ofrece la oportunidad ideal para ocuparse de la desigualdad que existe en el mundo.

Precisamente el primer objetivo de desarrollo sostenible (ODS) establece como meta la erradicación de la pobreza en todas las formas y en todos los países del mundo.

“La Agenda reconoce por primera vez que los pobres viven tanto en los países con carencias como en las naciones ricas; y que las acciones que se toman en una parte pueden tener consecuencias profundas en otros países. Las naciones dependen unas de otras y todas deben trabajar en conjunto”. (I)

En el mundo
$ 1,90 diarios para vivir  
La pobreza no es solo la falta de medios para llegar a fin de mes o para pagar puntualmente las facturas de los servicios básicos. La pobreza es multidimensional y abarca mucho más que el ingreso, que en muchos no supera  $ 1,90 diarios.

1 de cada 9 personas está subalimentada y cada vez hay menos terrenos para sembrar.

Pobreza multidimensional
1.300 millones de personas viven en pobreza multidimensional y el 50% de ellas son menores de 18 años.

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto: