Festival de Zarelia: la necesidad de nombrarse periodista y feminista

- 02 de junio de 2019 - 00:00
Dos universidades de Quito fueron la sede del Festival Zarelia: Periodismo, Medios Digitales Género y Feminismos. El encuentro reunió a mujeres de toda la región.
Foto: cortesía

Durante tres días, más de 50 ponentes de la región se reunieron, en Quito, con profesionales de la comunicación de medios digitales feministas para hablar sobre género y romper el miedo de declararse periodistas y feministas.

Les pido un momento. Piensen en la palabra feminismo. ¿Qué imagen se les viene a la mente, qué sensación les genera?.  Mientras lo piensan, les cuento la imagen de María Elena, una mujer de Saraguro: “las feministas son mujeres que quieren dominar a hombres”.

Claro, eso es lo que había escuchado decir a un profesor en su colegio. Después de un taller, de género y comunicación, donde nos conocimos, María Elena cambió su imagen por completo, nos dijo que el feminismo es: “mirarse de otra forma en el espejo y verse con otras mujeres juntas”.

Quienes lean este texto y se asuman como feministas, podrán expresar lo que significa la palabra feminismo para sus vidas con una hermosa metáfora como la de María Elena. En cambio, para quienes el sonido de la palabra feminismo no ha estado tan cercano, la imagen será otra, tal vez algo despectivo, como la del profesor.

¿Y qué sucede cuando juntamos estas dos palabras: periodismo y feminismos? Para muchos implicará un conflicto de raíz. “O eres periodista o eres militante” dirán, sin comprender lo que el feminismo, como mirada, como enfoque, como apuesta de derechos humanos,  como movimiento cultural, político, social, intelectual le aporta y le amplía al quehacer periodístico.

Y es que eso es lo que hace el feminismo al periodismo: ampliar su mirada.

Compartir este saber es lo  que nos motivó a realizar el Festival Zarelia: Periodismo, Medios Digitales Género y Feminismos. Participaron más de 50 periodistas de medios digitales feministas, con enfoque de género y medios tradicionales de 13 países de la región y España.

Conocer e intercambiar los mejores trabajos periodísticos, las experiencias más innovadoras de medios digitales, desde las miradas de género y feminismos, fue el principal objetivo, pero había uno más: romper el miedo a nombrarnos periodistas  y feministas, a decirlo, sin que eso implique ser bloqueadas  o estigmatizadas en la sala editorial.

Y es que hacer periodismo feminista es aún un camino a cuesta. Algunas mujeres periodistas lo hacen pero no quieren decirlo. Hace más de cien años Zoila Ugarte, periodista, feminista ecuatoriana, ya conoció este camino, por eso usaba seudónimos para publicar sus textos. Uno de ellos: Zarelia. Con ese seudónimo escribió en el periódico “El Tesoro del Hogar”.

Zoila también se atrevió a hacer algo que hasta el momento estaba en manos exclusivas de hombres: fundar un medio. La Revista “La Mujer” nace el 15 de abril de 1905, donde motivó a otras mujeres a escribir. En sus textos publicados está la doble necesidad: que mujeres posicionen ideas sobre la política, trabajo, economía, y promover las ideas feministas. Así, en uno de sus artículos escribe: “El feminismo no es una doctrina caprichosa y sin objeto, es la voz de la mujer oprimida, que reclama aquello que le pertenece, y que si no es hoy, mañana o cualquier día lo conseguirá, siendo por lo tanto inútil ponerle trabas”. 

Hoy aún tenemos la necesidad de escribir qué es y por qué el feminismo. “Quien no hace periodismo feminista, lo que está haciendo es propaganda al patriarcado, al status quo” dirá Catalina Ruiz Navarro, escritora, editorialista, feminista Colombiana, en el primer Panel del Festival Zarelia, frente a un auditorio lleno. Y es que todas las actividades de Zarelia tuvieron un amplio público.

Más de 300 personas, entre periodistas, comunicadoras, estudiantes, docentes, activistas caminaron por la agenda del Festival, escucharon las experiencias de periodistas en Mesas de Compartir, se inspiraron en talleres prácticos y  replicaron la voz de Zarelia, en miles de interacciones digitales. #FestivalZarelia fue la tercera tendencia en Twitter en Ecuador.

La potencia de Zarelia nos asombró hasta a las más soñadoras. Muchas periodistas invitadas, llegaban a sus paneles y me decían con sinceridad que pensaban que no habría nadie.

Lo bueno es que todas se equivocaron y salían recargando su capacidad de asombro, por la cantidad de miradas, oídos y voces jóvenes que estaban dispuestas a decirlo sin temor y en un grito colectivo: ¡Somos periodistas y feministas!. Para que no quede duda que ser periodista y feminista, no solo que es posible, sino que es una necesidad. (I)   

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto: