Un diagnóstico oportuno evita la pérdida de visión

- 26 de marzo de 2018 - 00:00
Muchas enfermedades visuales se solucionan con cirugías láser. Los pacientes pueden apreciar una gran mejoría en las primeras horas luego de la operación.
Foto: Internet

Especialistas coinciden en que con un tratamiento a tiempo, la mayoría de patologías oculares se superan sin dejar secuelas. La visita al oftalmólogo es indispensable para conocer cualquier anomalía.

En las últimas semanas, en Ecuador saltaron las alarmas por un brote de conjuntivitis, el cual ha dejado en evidencia el desconocimiento de las enfermedades que afectan la vista, cuáles son sus tratamientos y las maneras más efectivas de prevenir el contagio y transmisión.

Claudia Nieves, especialista en Oftalmología, explica que las enfermedades oculares pueden tener variadas causas, pero las más comunes son las infecciones virales y bacterianas, y que  muchas veces presentan síntomas similares como visión borrosa, pérdida de la agudeza visual y visión periférica, las llamadas “moscas volantes”, ardor e inflamación.

Así mismo, reflexiona sobre la importancia de un diagnóstico y tratamiento oportuno para evitar complicaciones que deriven en afectaciones visuales irreversibles. “Hay enfermedades que si no son identificadas y tratadas adecuadamente, pueden derivar en otras más graves. Además, si tenemos en cuenta que los ojos están expuestos a muchos agentes externos, esto los hace presa fácil de enfermedades altamente contagiosas”.

La doctora indica que las enfermedades más comunes por las que los pacientes acuden a su consultorio son las cataratas, el glaucoma y el pterigión . “Estás dolencias necesitan el diagnóstico de un especialista que identifique el origen del daño y a partir de este proponer el tratamiento más adecuado”.

El doctor Marlon Dueñas coincide en que las causas más comunes de las visitas al especialista son estás tres dolencias y que cada una tiene características propias. “El pterigión  es una enfermedad que causa el crecimiento de una membrana muy visible en el ojo, esta ocasiona dificultades para ver y representa un problema estético. En el caso de las cataratas, estas se dan con más frecuencia por el envejecimiento de los tejidos, por lo que es más común en personas de edad avanzada, estas causan que el cristalino del ojo se opaque y cause ceguera parcial o en casos crónicos pérdida total de la visión. Estas enfermedades se tratan con cirugías que permiten revertir totalmente el cuadro”.

“El glaucoma, en cambio, es una enfermedad irreversible causada la acumulación de líquido en el ojo por la obstrucción de los canales de drenaje, esto conlleva una sensación de presión ocular y pérdida del campo de visión que puede empeorar con el tiempo hasta llegar a la ceguera. Si bien no hay cura, existen numerosos tratamientos y cirugías que ayudan a controlarla”, explica.

Dueñas agrega que la mayoría de las dolencias producidas por infecciones son fáciles de tratar y que al cabo de pocos días administrando los cuidados y medicinas necesarias ceden sin dejar secuelas. “Es suficiente con recibir la medicina adecuada y evitar la luz solar directa para lograr una recuperación total en poco tiempo”. (I) 

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto: