Aneta evaluará a 850 conductores de las provincias de Cañar y El Oro

24 de junio de 2012 - 00:00

Doscientos cincuenta conductores de Cañar y seiscientos de El Oro se capacitan desde inicios de la semana pasada con los técnicos de Aneta con el fin de recategorizar sus licencias.

Los cañarejos pertenecen a 8 cooperativas de transporte interprovincial, de las cuales quienes trabajan en la línea Panamericano son los primeros en recibir las enseñanzas.

Posteriormente lo harán los choferes de Jahuay, Centinela, Cañar, Rircay, Troncaleña, Sitca e Ingapirca. Laura Ruilova, directora de Aneta Agencia Azogues, explicó que los transportistas se someten a un examen psicosensométrico para comprobar cómo se encuentra su visión, oído y reacción.

Del mismo modo darán un examen teórico en torno al conocimiento de la ley, normas de tránsito y de conducción. 
Finalmente deben hacer un examen práctico teniendo cada uno tres oportunidades.  

Las pruebas son tomadas en los horarios de 09:00 a 13:00 de lunes a viernes. En caso de no aprobar en las tres oportunidades, Aneta pasará un informe a la Agencia Provincial de Tránsito para que proceda con las acciones pertinentes. 

En cambio, en El Oro, los conductores de la cooperativa TAC, -que cubre a los cantones de la parte alta  de la provincia- fueron los primeros en llegar. De acuerdo con el cronograma establecido por la Escuela de Conducción con ellos se inicia el trabajo las dos primeras semanas. 

Posteriormente, seguirán con Centinela del Sur y las demás empresas en las semanas siguientes. Rubén Cordero, director de la escuela, señaló que el proceso consiste en medir la capacidad real del individuo para que pueda conducir, sus conocimientos básicos de materia de educación vial y la parte práctica de conducción del bus.

“Si la persona aprueba se le entrega un certificado de que aprueba la recategorización, con esto renueva la licencia donde le sale ‘Recategorizada’”, expresó.

Cordero manifestó que no se trata de una renovación de licencia, sino de un proceso muy importante. “Vamos a tener choferes que ya no estén en la capacidad de conducir una de estas unidades bajo su responsabilidad, porque sus reflejos no están en orden, su vista no funciona correctamente, porque no tienen idea de leyes de tránsito, por lo que no podríamos entregar este documento”, puntualizó.

En la primera semana del proceso a nivel nacional 600 personas han rendido las pruebas. De ellos el 30% reprobó la evaluación teórica, el 25% la psicosensométrica y el 7% la práctica.

Gorki Obando, gerente general de Aneta, señaló que la escuela de conducción llegó a un acuerdo con los dirigentes del transporte para que los exámenes no obstaculicen las actividades diarias de los choferes.

En la provincia de Loja, los encargados de la transportación interprovincial e intercantonal también se someten al proceso.

Son 490 los conductores que deben aprobar los exámenes establecidos por Aneta y la Agencia Nacional de Tránsito.
Las pruebas empezarán con las cooperativas Loja, Sur Oriente, Cariamanga y Alamor.

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto: