Al Cabildo de Quito le sobran pruebas PCR, pero le faltan los laboratorios

Se adquirieron 100.000 reactivos en $ 3’774.000, para detectar contagios de coronavirus, pero del 11 de mayo al 3 de junio solo se ha tomado 4% de muestras. Decenas de obreros de Emaseo, los más expuestos, esperan resultados.
21 de junio de 2020 00:00

El 2 de junio, la Secretaría de Salud del Municipio de Quito realizó la toma de 100 muestras para pruebas PCR al personal que retornó de la cuarentena a la Empresa Metropolitana de Aseo (Emaseo), cuyos 1.300 trabajadores han recolectado 143.000 toneladas de desechos sólidos durante la emergencia sanitaria.

“Marco” fue uno de los trabajadores que se efectuó la prueba y estuvo contento de que en 5 días, máximo, sabría los resultados, para así laborar tranquilo y retornar a casa con la confianza de que no está enfermo o no es asintomático, portador del virus.

Pero han pasado 15 días y hasta ahora no les dan resultados, por lo que cada día sale con incertidumbre a barrer y recoger la basura en sus trayectos de 5 kilómetros por las calles de Quito, al igual que lo hace el personal distribuido en La Carolina, Ofelia, Calderón, Mayorista, Las Cuadras, Tumbaco y Zámbiza.

Pese a que “Marco” y 362 obreros que realizan exclusivamente el barrido de calles usan equipos de protección, guantes, pala y escoba, el miedo al contagio los acompaña a cada paso, a cada cuadra y a cada kilómetro.

Algunos están temerosos tras la muerte de dos de sus compañeros a causa del covid-19: el 24 de abril, Jorge Tenesaca, y el 6 de mayo, Luis Gualotuña Marcalla.

Las pruebas se les realiza luego de que en mayo pasado, el Municipio de Quito anunció la adquisición de 100.000 pruebas PCR covid-19, bajo el argumento de que la prioridad es la vida frente a la pandemia de coronavirus.

¿Pensaron en la compra, pero se olvidaron de coordinar con los laboratorios para los análisis?

Ahora resulta que el 96% (96.000) de pruebas no estarían cumpliendo la función para la que fueron adquiridas con dinero del erario público local, pese a la necesidad y urgencia para detectar contagios, contener el avance de la enfermedad y salvar vidas.

De un informe difundido el martes 16 de junio, en la sesión del Concejo Metropolitano se desprende que del 11 de mayo al 3 de junio solo se hicieron 4.223 pruebas PCR, de las 100.000 adquiridas en $ 3’774.000 (ver subtema).

Eso evidenciaría que no se hizo un análisis previo y un informe técnico para determinar el universo de beneficiarios y, sobre todo, en qué laboratorios se realizarían los análisis de las muestras, para tener resultados a tiempo.

Esas 100.000 pruebas estarían acumuladas en su totalidad, de no ser porque las 4.223 (4%) las han realizado casa adentro al personal de Emaseo, Empresa Pública de Pasajeros, Agencia Metropolitana de Tránsito, Patronato San José, Bomberos y en las administraciones zonales.

Incluso, las han realizado a algunos miembros del Consejo de la Judicatura, Policía Nacional, moradores de El Condado y La Libertad y a varios conductores de taxis.

El análisis de las pruebas las realiza el laboratorio de la Universidad Central: 1.280 muestras semanales, 3 días a la semana: 320 el lunes, 320 martes y 640 el miércoles.

Se supone que desde el 12 de junio pasado, los análisis también se realizarían en el laboratorio del Hospital IESS Quito Sur, a razón de 250 por día, pero primero se tenía que capacitar al personal.

También se supone que, según el plan del Cabildo, desde el 11 de junio se realizarían análisis en el laboratorio de la Universidad Técnica Equinoccial (UTE), a razón de 200 diarias.

En este sentido, el director de Investigación de la UTE, el epidemiólogo Daniel Simancas, indicó a la prensa que el Cabildo ya les entregó ciertos equipos para cumplir el análisis de muestras PCR, pero que aún no les envía los insumos para iniciar la tarea.

Finalmente, Iván Dueñas, docente investigador de la Facultad de Medicina de la Universidad Católica, señaló que, si bien el Municipio ha gestionado la realización de menos del 5% de pruebas adquiridas, debería coordinar con laboratorios habilitados, ya que el 95% restante “será de mucha ayuda en el diagnóstico de miles de personas que lo necesitan”. (I) et

Salumed S. A. se adjudicó el contrato

En el portal Datos Abiertos, del Servicio Nacional de Contratación Pública (Sercop), consta que desde el 1 de marzo hasta el 18 de junio del presente año, un total de 918 entidades estatales han realizado 6.184 contrataciones por la suma de $ 194’229.714, dentro de la emergencia sanitaria por la pandemia de coronavirus.

Entre esas entidades públicas contratantes consta el Municipio de Quito, por la suma de $ 7’906.616 (4,07%).

Al revisar por entidades contratantes, figura que el Cabildo capitalino justamente contrató con la empresa proveedora Salumed S.A. la “adquisición de reactivos para determinación de covid-19 por PCR-Polimerasa para la Secretaría de Salud de Municipio del Distrito Metropolitano de Quito”.

Esa compra consta con el código de contratación signado con el número MDMQ-SSU-001-2020-00001.

Esa adquisición es parte de los distintos contratos que, en el marco de la emergencia sanitaria por la pandemia, ha realizado el Cabildo capitalino, en donde sobresalen especialmente los ejecutados por la Unidad Patronato Municipal San José (ver gráfico), organismo presidido por Liliana Yunda, hermana del alcalde quiteño, Jorge Yunda. (I)