Quito, una joya mundial

- 09 de septiembre de 2020 - 22:16
Imagen referencial

La capital de los ecuatorianos es Patrimonio Cultural de la Humanidad.

Han pasado 42 años desde que la UNESCO escogiera entre 12 ciudades a Quito como el primer Patrimonio Cultural de la Humanidad.   Se valoró sobre todo, el tener el casco colonial mejor conservado de América Latina: 324 hectáreas que albergan a iglesias, capillas, museos, conventos y más de 5 mil inmuebles patrimoniales.  

Si bien Quito creció en estos años, todavía conserva la belleza y el misticismo que le hizo merecedora de esa distinción.

Para conmemorar el aniversario de la declaratoria, la administración municipal entregó la obra de restauración de la Iglesia de Santa Bárbara e inauguró la réplica de la tradicional Plaza de las Flores de Cuenca; una propuesta que surgió para vincular a los dos patrimonios culturales que tiene el Ecuador.  “Estamos conscientes que tenemos que trabajar fuertemente en la recuperación del patrimonio, hay mucho que tenemos que hacer para dejarlo como legado a las siguientes generaciones, tal como lo hicieron nuestros antepasados”, recalcó el alcalde Pedro Palacios en el evento.

Pero no es el único sector del centro histórico que se está fortaleciendo.  Raúl Codena, director del Instituto Metropolitano de Patrimonio indicó que la ciudad cuenta con un presupuesto de 18 millones de dólares para este 2020.  “En época de pandemia ha sido complicado retomar las actividades pero lo hemos hecho con todo éxito y cumpliendo todos los protocolos de bioseguridad.  Al momento estamos atendiendo todo lo que es arquitectura monumental religiosa, próximamente empezaremos el trabajo en los barrios tradicionales como San Roque, la Marín y La Tola.  Nuestro trabajo es integral” detalló el funcionario. 

Para las autoridades municipales, el patrimonio no solo son edificaciones, son también los sujetos que diariamente lo disfrutan, lo viven y lo usan.  Por ello, la concejal Luz Elena Coloma cree necesario viabilizar la habitabilidad en el Centro Histórico: “Hay que sobre todo trabajar con incentivos, generar mejores condiciones para atraer recursos para que los bienes privados sean preservados, puedan tener giros comerciales y se genere un mayor dinamismo en este punto tan importante para la urbe”.   

Para Coloma, que está vinculada desde hace varios años con el sector turismo, los reconocimientos que acumula la capital, entre ellos los múltiples galardones como Destino Líder de Sudamérica en los World Travel Awards, deben canalizarse para atraer al turismo.  Un segmento importante de viajeros en el mundo prefiere conocer sitios que hayan sido reconocidos por su historia y su belleza.    

De su lado, los ciudadanos tienen la tarea de convertirse guardianes de su patrimonio, con acciones sencillas dijo Codena, como no escupir en las calles y poner la basura en su lugar.  El compromiso es de todos a criterio del alcalde de la capital, Jorge Yunda: “Es una gran responsabilidad la que tenemos de seguir apoyando, conservando, reactivando, pacificando porque es un joya que tenemos que proteger”.

Calles estrechas y empinadas que hacen suspirar a propios y visitantes.  Una arquitectura que evoca el sincretismo de dos culturas diferentes.  Por donde se mire, Quito es arte, cultura y tradición.  No hay duda de que la capital del Ecuador es un tesoro mundial. 

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto:
Medios Públicos EP