López Obrador y su alineación con la izquierda

- 17 de noviembre de 2019 - 00:00

México es un país de asilo, a lo largo de su historia ha recibido a diversas personalidades políticas, incluso a los refugiados españoles que huyeron del franquismo.

El presidente Andrés Manuel López Obrador ha mantenido una posición regional moderada, diplomática, respetuosa con la política de no intervención. Sin embargo, al dar protección a funcionarios del “correísmo” en su embajada en Ecuador, otorgar asilo político a Ricardo Patiño (excanciller de Rafael Correa) y ahora recibir al expresidente boliviano, Evo Morales, da la impresión de que el mandatario mexicano está tomando una postura alineada con los gobiernos de izquierda, como Cuba, Venezuela, Nicaragua, que son cuestionados por temas de derechos humanos y  democráticos.

El reciente encuentro de López Obrador con el presidente electo de Argentina, Alberto Fernández, también se enmarca en esta línea, pero aún no podemos decir que México se está convirtiendo en un articulador de la izquierda en América Latina.

En la región hay procesos electorales en marcha y habrá que ver los resultados. En Uruguay se debe definir un balotaje (el 24 de noviembre) en el que posiblemente va a ganar el Partido Nacional, de centroderecha. De ser así, habría un cambio de izquierda a derecha. Entonces no podríamos decir que se comienza a consolidar un giro a la izquierda.

En el caso de Venezuela, si hubiera un retorno a la democracia, necesariamente no va a ser para mantener la misma línea de izquierda porque los resultados del último gobierno (Nicolás Maduro) en desarrollo económico y corrupción son nefastos.

Además tenemos el caso de los gobiernos anteriores en Ecuador y en Brasil (Lula da Silva y Dilma Rousseff), que son ejemplos de gran corrupción.

En el caso de Bolivia, aunque Morales tiene una buena gestión en el área económica, el expresidente -según denuncias corroboradas por la OEA- cometió serias irregularidades en las elecciones del pasado 20 de octubre, hizo un fraude electoral para lograr un cuarto mandato. Y se va a México como asilado político cuando tenía que ser encarcelado y enjuiciado por esa situación que es muy delicada. Morales atentó contra la democracia. (O)

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto: