Ecuador, 20 de Junio de 2024
Ecuador Continental: 12:34
Ecuador Insular: 11:34
El Telégrafo
Comparte

Gustavo Larrea, líder del Movimiento Democracia Sí

“En base al diálogo necesitamos tener objetivos mínimos comunes de país”

“En base al diálogo necesitamos tener objetivos mínimos comunes de país”
06 de mayo de 2019 - 00:00 - Redacción Política

Gustavo Larrea, líder del Movimiento Democracia Sí, expone sus puntos de vista sobre la agenda que incluye el Acuerdo Nacional que plantea el Ejecutivo.

¿Para qué sirven los acuerdos nacionales?

Acuerdos en el país han habido muy pocos. Debemos participar todos los sectores políticos, sociales y empresariales porque necesitamos tener objetivos mínimos comunes de país. Estos tienen que ver con el fortalecimiento de la democracia, la división de funciones del Estado, el pleno respeto a los Derechos Humanos. En el aspecto económico requerimos robustecer y multiplicar la producción y la generación de empleo; trabajar en políticas de inclusión social, de salud y de educación.

¿Cuáles son los resultados de las mesas de diálogo con las que comenzó el gobierno de Moreno?

El Gobierno ha tenido los oídos abiertos en la lucha por la institucionalización democrática. Fue muy importante la convocatoria a la consulta popular de 2018, pues distintos sectores sociales y políticos propusieron los temas y el Gobierno los acogió. Algo que detenía el crecimiento económico era la Ley de Plusvalía, porque afectaba a más de 4’000.000 de familias y fue importante derogarla en la consulta popular con la expresión democrática del pueblo.

¿Por qué es tan difícil en este país llegar a acuerdos?

Vivimos una década de confrontación muy fuerte, una crisis de los partidos políticos que se expresó en la década de los 90 y los partidos políticos no aprendieron la lección, no se renovaron oportunamente. Es necesario entender que el respeto a la opinión del otro es sustancial a la democracia, que no puede ser la imposición la vía de cualquier gobierno sino el diálogo y creo que esta es una oportunidad importante, porque la sociedad ecuatoriana también madura políticamente, aprende de sus errores y debemos aprender de los errores.

¿En qué temas propondría una consulta popular, una reforma constitucional o legislativa?

Es evidente que un sector importante de la sociedad ecuatoriana cuestiona al Consejo de Participación Ciudadana y hacer una reforma vía consulta sobre restringir algunas funciones de este organismo me parece pertinente. Sería saludable llegar a un acuerdo en este tema.

¿Decisiones como el convenio con el FMI o la amnistía tributaria a las empresas endeudadas con el SRI debían nacer de acuerdos nacionales?

Un acuerdo nacional es fundamental en temas de orden estratégico, no se trata de quitarle facultades al Gobierno. El país no puede inmovilizarse a nombre de un acuerdo. Por ejemplo, si el objetivo es impulsar la producción y la generación de empleo hay que buscar los mecanismos para hacerlo realidad. Creo que lo que hizo el Gobierno dentro de distintos temas está dentro de sus facultades constitucionales.

Después de la dictadura de Pinochet en Chile hubo una coalición de todos los partidos para darle viabilidad a la democracia, ese pacto ha dado frutos. ¿Es posible llegar a algo parecido en Ecuador?

Hay contextos históricos distintos, cada país debe caminar su propia ruta, más allá de las experiencias que hubo en Venezuela con el Pacto de Punto Fijo, que llegó a su fin hace ya 20 años, o en el caso de Chile, o en el propio caso español, son acontecimientos interesantes. No se trata de copiar la experiencia de otra nación, pero sí de aprender de ella, y aprender va más allá de quién gobierne. Hay que tener acuerdos mínimos nacionales.

¿Cree que los seis temas planteados para las nuevas mesas de diálogo por el Gobierno abarcan lo que requiere el acuerdo nacional?

Sí. Desde luego uno puede cambiarles de nombre, pero la propuesta es esa, necesitamos una agenda de conversación. El Gobierno la ha propuesto, nosotros vamos a participar en ese acercamiento, en ese diálogo y buscamos que ese diálogo termine en un gran acuerdo nacional que permita consolidar la democracia, el desarrollo económico y la superación de la pobreza.

A propósito de esta propuesta de consenso, de altas y bajas. ¿Cuál es su análisis de los 40 años de retorno a la democracia en el país?

Creo que hubo falencias, también hubo aciertos. Considero que las principales falencias estuvieron en no encontrar nuestro propio camino y nuestro propio destino, en querer siempre copiar fórmulas de otros países y creo que eso es un error; copiar fórmulas, por más exitosas que sean, nos conduce a equivocaciones. Animados por la novelería neoliberal se cometieron errores, enamorados con la novelería del Socialismo del Siglo XXI se volvieron a cometer errores y horrores. Se trata de construir nuestro propio camino, desde nuestras raíces y esa es una lección importante de aprender.

¿Cómo van a participar desde el Movimiento Democracia Sí dentro de estas nuevas mesas de diálogo que plantea el Ejecutivo? ¿Cuál será su rol? ¿Qué es lo que proponen?

Hemos sido invitados este lunes al inicio de las mesas. Participaremos con creatividad, propuestas, desde luego que sí. Vamos a tener una actitud absolutamente propositiva, de contribuir con el país, de contribuir con el planteamiento del Gobierno de llegar a un gran acuerdo nacional. (I) 

Contenido externo patrocinado

Ecuador TV

En vivo

El Telégrafo

Pública FM

Noticias relacionadas

Social media