Viviana Bonilla dice que no sabía el origen del dinero de campaña

- 18 de junio de 2019 - 00:00
Viviana Bonilla dejó la Gobernación de Guayas para participar en las elecciones para la alcaldía de Guayaquil en 2014. Hoy es asambleísta por su provincia.
Foto: Archivo / El Telégrafo

El nombre de la asambleísta aparece en los expedientes de “Arroz Verde”, su excoordinador de campaña en 2014 indica que todos los fondos que llegaron de Alianza PAIS se depositaron en el BNF.

“Si en la investigación se determina que los recursos (dinero para la campaña) provenían del Vaticano o de los bingos de la esquina, es algo que no estaba a mi alcance conocer”. Esta es una declaración de Viviana Bonilla sobre los supuestos aportes ilegales para la campaña de Alianza PAIS en el 2014.

El nombre de Bonilla, hasta el momento, es el único de los candidatos para esa elección que está en los expedientes de la Fiscalía y se repite desde la carpeta 1.

En ese año, Bonilla fue la carta de Alianza PAIS para arrebatarle la alcaldía de Guayaquil a Jaime Nebot. Su nombre fue impulsado directamente por el expresidente Rafael Correa, a pesar de la oposición que había en el interior del partido.

De la mano del exPresidente, Bonilla fue Gobernadora de Guayas, Secretaria Nacional de Gestión Política, candidata a la alcaldía y asambleísta hasta el 2021.

El exmandatario confiaba en el triunfo de Bonilla y Alianza PAIS y no escatimó esfuerzos en apoyarla. Pidió un día de licencia solo para acompañarla a registrar su candidatura en el Consejo Electoral. Los asambleístas de Guayas de ese entonces también pidieron un mes de vacaciones para acompañarla.

Incluso, Bonilla manejó una campaña distinta al resto de candidatos de la provincia. Así lo recordó María D., quien fue la directora de Alianza PAIS en Guayas.

Según su declaración en la Fiscalía, el dinero que se destinaba para su promoción salía directamente de Alianza PAIS Nacional y era manejado por personas que fueron escogidas por Bonilla.

El jefe de esa campaña fue el exasambleísta Christian Viteri, amigo de la entonces candidata y hoy uno de los principales críticos al gobierno de Rafael Correa.

Viteri declaró este lunes 17 de junio nuevamente en la Fiscalía, pero antes de ingresar sostuvo que todo el dinero que entregó la dirigencia de Alianza PAIS fue depositado en cuentas del Banco Nacional de Fomento.

Según su versión, esos depósitos respaldarían la licitud de las acciones que se cumplieron durante la campaña. Sin embargo reconoció que no sabía el origen de los fondos que enviaba el movimiento político.

En uno de los cuadernos de la exasesora presidencial Pamela M., donde supuestamente se registró los aportes no permitidos, se anotaron los montos entregados presuntamente para la promoción de Bonilla. Todas estas anotaciones superan los $ 944.000.

En ese año (2014), el tope de la promoción permitida por el CNE para los aspirantes en Guayaquil fue de $ 344.000. En esas anotaciones se menciona que el dinero, siempre en efectivo, fue entregado a Viteri y Gustavo Bucaram, otro de los colaboradores de Bonilla.

El primero aseguró que nunca recibió dinero por parte de Pamela M. ni de Alianza PAIS. Él sostuvo que su labor era dar un apoyo político a la aspirante y que el manejo económico no era de su responsabilidad. Aunque enfatizó que los recursos fueron ingresados a las cuentas del BNF.

Pero la declaración de Viteri sí sustentó otra parte de las anotaciones de la exasesora presidencial. Por ejemplo, él aseguró que el entonces vicepresidente Jorge Glas le dijo que los requerimientos para la promoción debían solicitarlos a través del exministro Vinicio Alvarado. También indicó que Alvarado se presentaba como Jefe de Campaña de Alianza PAIS.

Incluso mencionó que una vez supuestamente le consultó sobre el origen de los aportes y el exministro le contestó que presuntamente provenían de los fondos del movimiento y de aportes.

Estas contribuciones, declaró Viteri, venían de diversas fuentes. Él dijo que su familia entregó $ 14.000 para la campaña de Bonilla o que en una ocasión María D. presuntamente le dio 300 entradas de un costo de $ 100 para que las vendiera.

El show era del cantautor argentino Piero, uno de los artistas preferidos en los actos organizados por Alianza PAIS y el exMandatario.

Otro de los involucrados, Gustavo Bucaram, supuestamente aceptó en su declaración en la Fiscalía, que sí recibió montos en efectivo, pero no dice que fue por intermedio de Pamela M. sino por una persona que no identifica, en un edificio en Quito.

Él sostuvo que se le entregaron $ 100.000, dinero que  se lo dio al esposo de Viviana Bonilla. Esta última versión aún no ha sido contrastada oficialmente por la Fiscalía General del Estado.

Este Diario pidió una entrevista con Bonilla, desde la semana pasada, pero no obtuvo una respuesta por parte de su equipo de comunicación.

Sin embargo, en su cuenta de Twitter escribió: “jamás gestioné, recibí o distribuí recursos de Alianza PAIS ni antes, ni durante ni después de la campaña para la Alcaldía de Guayaquil”.  También negó cualquier relación de su esposo, un abogado que no ha estado relacionado con Alianza PAIS.

La actual legisladora calificó a Gustavo Bucaram como  un “confeso” enemigo suyo y aseguró que deberá probar las declaraciones que entregó a la Fiscalía, por lo que no descarta tomar acciones legales en su contra. (I)

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto: