Es el único municipio que tiene el movimiento pais en imbabura

Nuevo alcalde de Urcuquí se compromete con Yachay

- 17 de mayo de 2014 - 00:00
Tanto el alcalde saliente, Nelson Félix (izq.), como el nuevo funcionario, Julio Cruz, pertenecen a movimiento PAIS. Ellos demostraron una relación cordial durante la posesión. Foto: Christian Tinajero.

Es el único municipio que tiene el movimiento pais en imbabura

Eran las 14:45 y el coliseo del Colegio Nacional Técnico Urcuquí, ubicado a pocos metros del palacio municipal, ya lucía lleno. Los organizadores del evento habían dispuesto dos accesos al lugar. Uno, para las delegaciones de comunidades y parroquias rurales del cantón Urcuquí, como Pablo Arenas, Buenos Aires, Cahuasquí, Tumbabiro y San Blas, y otra para las autoridades, invitados especiales y medios de comunicación.

Jóvenes mujeres, integrantes del equipo de protocolo del cabildo, todas con zapatos de tacón, falda negra, blusa blanca y pañuelo verde en el cuello, daban la bienvenida al evento de posesión al nuevo alcalde de la ciudad, Julio Cruz.

En el interior del coliseo, los colores verde y blanco también predominaban. Las sillas donde se sentaron los invitados y autoridades habían sido decoradas con los colores alusivos al movimiento PAIS. Cruz es una figura importante si se tiene en cuenta que es el único alcalde que tiene el oficialismo en la provincia norteña.

Minutos antes del inicio del acto de posesión, todos los invitados ya habían llegado. Entre ellos destacaba la presencia de Richard Calderón, asambleísta por la provincia de Imbabura y representante de Gabriela Rivadeneira, presidenta del Poder Legislativo y figura clave de PAIS en esa jurisdicción.

El gerente general de la Empresa Pública Yachay, Héctor Rodríguez, estaba sentado junto al asambleísta. Esta universidad, proyecto emblemático del Gobierno, se asienta en Urcuquí. Un par de puestos hacia la izquierda, con traje y corbata negra, esperaba ansioso el alcalde saliente, Nelson Félix, de 71 años, también de las filas del oficialismo.

A las 15:15, los más de 2.000 asistentes se pusieron de pie y las notas del himno a Urcuquí comenzaron a sonar. En ese momento, el alcalde Julio Cruz ingresó al recinto, acompañado de los concejales electos, Doris Quimbiamba, Byron Armas, Roberto Quilca, Aníbal Obando y Gustavo Moreta.

Una mesa central adornada también con los colores verde y blanco fue instalada para el burgomaestre y sus ediles. El capitán de aviación civil, Nelson Félix, ocupó la denominada silla vacía, para entregar el cargo.

Luego de interpretar el Himno Nacional del Ecuador, segundo punto en el orden del día, el empleado municipal Efrén Dueñas, con un emotivo discurso despedía a Félix y daba la bienvenida a Cruz.

De inmediato era el momento de la transición oficial. Nelson Félix, ahora exalcalde de Urcuquí, ciñó la banda con los colores amarillo, blanco y turquesa, propios de la bandera del cantón. Un abrazo fraterno entre los dos alcaldes se registró después de la investidura.

Luego de recibir de manos de su predecesor el cargo, Julio Cruz levantó las manos para saludar a los asistentes y celebrar su posesión oficial.

Tras ese simbólico acto, llegó el momento de los discursos. Héctor Rodríguez, de Yachay EP, fue el primero en subir al escenario y saludar a los dos burgomaestres. Destacó los avances significativos realizados en la Ciudad del Conocimiento durante la administración 2009-2014.

“Nelson Félix tuvo diversos retos inimaginables durante su gestión. El primero de ellos fue la expropiación de más de 4.800 hectáreas, proceso que empezó hace dos años y permitió que la obra más importante en la historia del país diera sus primeros pasos. Ese proceso jamás hubiera sido posible sin el apoyo del Gobierno Autónomo Descentralizado (GAD) de San Miguel de Urcuquí”, expresó Rodríguez.

El gerente de Yachay aseguró que hasta el 2017 el gobierno central invertirá 950 millones de dólares en el cantón. Rodríguez informó al nuevo burgomaestre que el próximo 1 de agosto recibirán los estudios definitivos y las ingenierías de detalle del proyecto multipropósito Piñán-Tumbabiro, que dotará de agua potable y riego a más de 7.000 hectáreas de Urcuquí.

“Fueron 60 años de olvido. Tiempo en el cual este proyecto pasó guardado en el cajón de un burócrata que nunca quiso hacer nada por esta tierra. Hoy con presupuesto de Yachay, Ciudad del Conocimiento, iniciaremos con la construcción de este proyecto”, comentó el funcionario.

Solicitó a Julio Cruz y sus concejales desarrollar un plan de ordenamiento y desarrollo territorial coherente con la planificación macro de Yachay, para según Rodríguez, avanzar armónicamente con la construcción de la primera ciudad planificada del país.

Con un abrazo del alcalde Julio Cruz terminó la intervención de Héctor Rodríguez. De inmediato tomó la palabra Nelson Félix.

Con voz entrecortada, el exburgomaestre le informó a su sucesor que deja un Municipio sin deudas y con el presupuesto de 2014 intacto.

Aunque dijo que en Urcuquí falta mucho por hacer, deja ordenada la “casa” por dentro, con un Municipio moderno y en marcha.

Félix, quien no participó en las elecciones de febrero, prefirió dar un paso al costado y entregar las riendas de la ciudad a una nueva generación de urcuquireños. Aseguró que la renovación de autoridades será beneficiosa para la población.

El último en intervenir fue el flamante alcalde Julio Cruz. Con un emotivo discurso agradeció a quienes confiaron en él como candidato. Aseguró que ser burgomaestre de uno de los cantones más atrasados en materia de educación, servicios básicos, infraestructura vial y tecnología es un gran reto.

“Con mucho trabajo no solo Yachay será la Ciudad del Conocimiento, sino todo el cantón Urcuquí”, concluyó Cruz ante un escenario repleto.

Las palabras del alcalde fueron selladas con una ovación que duró un par de minutos, mientras que el acto de posesión terminó con un brindis en el cual los asistentes desearon éxitos en las funciones de quien dirigirá el gobierno local de Urcuquí hasta 2019.

Datos

En Urcuquí se construye la ciudad del conocimiento ‘Yachay’. Se escogió esta ciudad tras un exhaustivo análisis técnico en el que se identificaron varias condiciones como terreno, clima, conectividad, disponibilidad de agua, entre otros, que sirven para el establecimiento de laboratorios y centros de investigación de alta tecnología.

La empresa pública Yachay generó 2.000 empleos directos y cerca de 1.500 indirectos, con el 5% de avance de construcción de la Ciudad del Conocimiento.

Desde la anterior administración se trabajó coordinadamente, pues el alcalde saliente facilitó el proceso de declaratoria pública de los terrenos (4.489 hectáreas) donde se edifica la nueva ciudad.

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto: