Caicedo, el héroe de Santa Martha de Cuba que creció vendiendo cebolla

- 26 de agosto de 2018 - 00:00
El ciclista “tricolor” Jonathan Caicedo se convirtió en el primer ecuatoriano que gana la Vuelta a Colombia.
Foto: Mario Egas / EL TELÉGRAFO

El ecuatoriano, campeón de la reciente Vuelta a Colombia, practicó el atletismo antes de dedicarse por completo al ciclismo. Su familia es humilde, por lo que desde niño tuvo que trabajar para ayudar a sus padres.

Jonathan Caicedo vendía cebollas por las calles de su natal Santa Martha de Cuba, una parroquia rural ubicada a 25 km de Tulcán. Así transcurrió su infancia. Estaba obligado a arrimar el hombro para ayudar económicamente a su familia.      

Ese oficio le otorgó parte de la agilidad y velocidad con la que el ecuatoriano superó a los mejores ciclistas del continente para ganar la Vuelta a Colombia.   

El “Cubanito”, como lo llaman sus amigos, inició su vida deportiva en el atletismo, corriendo en las pruebas que se organizaban en su escuela. Aunque también lo hacía por las calles de la localidad distribuyendo el producto con el que ayudó a sus papás, Gerardo Caicedo y Rosa María Cepeda, a completar el sustento familiar. 

Caicedo nació en una familia humilde y de campo, donde los niños tienen la responsabilidad de ayudar a sus padres en la agricultura, la siembra o la ganadería. Por eso, cada vez que puede deja la bicicleta a un lado y vuelve a la tierra. “Tuve una infancia dura, pero siempre me ha gustado colaborar con mis padres, cada vez que puedo lo hago”, afirma con orgullo.     

Uno de esos días de venta Jonathan regresó a su casa sonriendo y saltando de alegría. “Nos sacamos la lotería”, recuerda que le dijo a su mamá. Ella, sorprendida, le preguntó por qué hacía esa aseveración. “Vendí toda la cebolla”, le dijo él. Rememorar ese momento aún le saca lágrimas a Rosa María.    

Con el paso del tiempo las ventas aumentaron y la familia decidió sembrar más cebolla en el terreno que tiene en la parte posterior de la vivienda. Además, abrieron un  puesto en el mercado San Miguel, el principal de Tulcán.

Caicedo, que tiene varias propuestas de equipos europeos para vincularse la próxima temporada, es el personaje más popular de Santa Martha de Cuba, tanto que cuando regresó con el título lo esperaron hasta la 01:00 para rendirle un justo homenaje al niño que les vendía la cebolla a diario. Jonathan agradece el cariño y felicitaciones que le brindaron desde el momento en que empezó a practicar este deporte. El triunfo se lo dedica a su gente.  

Antes de lograr ese vínculo estrecho con el caballo de acero, el “Cubanito”, de 25 años, practicó hasta los 15 el atletismo con el que soñaba lograr los triunfos que en la década de 1990 conseguía Silvio Guerra, pero su padre, Gerardo Caicedo, quien en 1993 disputó la Vuelta a Ecuador, lo incentivó a dedicarse al ciclismo. 

Los primeros encuentros con el deporte en el que ahora brilla fueron de desencantos porque no tenía una bicicleta propia. Los entrenamientos los realizaba en Huaca (cerca de Santa Martha); un día llegó cabizbajo y contó a su mamá que los otros chicos que iban de Tulcán le decían: “Dejen las bicicletas para los hombres”, entonces su progenitora hizo arreglar la de su esposo, que estaba guardada. Y Jonathan empezó a pedalear con ella.

En ese trajinar de casi 10 años, en los que logró como títulos importantes el Panamericano de ciclismo en 2016 y la reciente Vuelta a Colombia, Jonathan estuvo a punto de dejar el deporte por falta de apoyo de los dirigentes -algo muy común en el país-, y también porque su progenitora quería que ingresara a la universidad.

Terminado el colegio y mientras cumplía con su sueño de recorrer las rutas ecuatorianas en diferentes competencias, Jonathan alternaba los estudios de Agronomía en la Universidad Politécnica de Carchi, con los entrenamientos y las carreras. Hasta que en 2013 no pudo más y con firmeza comunicó a sus padres que dejaría los estudios (terminó el segundo semestre).

En ese año viajó a una competencia en Colombia y se puso como meta que si no quedaba entre los 10 primeros dejaría a su “compañero de dos ruedas”. Gracias a su buen desempeño, terminó tercero y se convenció de que debía dedicarse al 100% al ciclismo.

La decisión que cambiaría la vida de Jonathan no tardó en llegar a los oídos de su madre. “Estaba segura de que algo le pasaba, pero no se animaba a decirme, hasta que lo encaré y él, con un tono seguro, me contó que no podía con las dos cargas y que se iba a dedicar al ciclismo. A mí solo me tocó apoyarlo”, recuerda Rosa María.

“Era tanta la pasión por el ciclismo que tenía, y que tengo, que me hacía falta la bicicleta, perdía muchas horas de entrenamientos por los estudios y entonces me decidí porque es lo que más quería, lo que mejor me hacía sentir”, mencionó Caicedo ante la oposición de su madre, que en principio no cambió de opinión. “Ahí están mis dos hermanos (gemelos Diana y David, de 16 años), a ellos los puede hacer que estudien”, le dijo a su mamá.

Tomada la resolución, Caicedo -que en algún momento planea retomar los estudios- se acercó al exciclista y actual entrenador Paulo Caicedo para convencerlo de que lo incluyera en el equipo de la Prefectura, el Coraje Carchense, donde los corredores reciben un salario básico.

Paulo tramitó el ingreso del “Cubanito” por casi un mes y medio hasta que lo aceptaron. “Con él (Jonathan) entrenamos, sufrimos y pasamos las verdes y las maduras, por eso me siento muy contento por lo que logró en Colombia”, comentó el técnico nacional, quien pulió las cualidades innatas de Jonathan entre 2013 y 2017.

Las propuestas para correr en un equipo europeo le llueven a Caicedo, quien aún no confirma el nombre de la escuadra, existen tres o cuatro interesados, pero al consultarle sobre el Astana de España, respondió: “Las cosas van encaminadas, pero aún hay opciones y en 10 días sabremos a qué elenco voy”.

Jonathan toma su bicicleta y pedalea por las carreteras que tan bien conoce, sin dejar de pensar en su futuro en Europa, su familia, e incluso el Mundial de Austria, donde podría participar con su compatriota y amigo Richard Carapaz, y la Vuelta a Ecuador, que disputará junto al Team Medellín. (I)  

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto: