Una base militar saudita amenaza a Israel e Irán

12 de julio de 2013 - 00:00

Arabia Saudita.- Arabia Saudita tendría misiles balísticos orientados hacia Irán e Israel, instalados en una base secreta en el desierto, afirmó ayer el grupo de consultores de la revista británica de inteligencia militar IHS Janes Intelligence Review.

Al estudiar imágenes de satélite de la zona central del país, los especialistas de IHS Janes Intelligence Review descubrieron dos sitios de lanzamiento que apuntan hacia el noroeste y el noreste, a Tel Aviv y Teherán, capitales de Israel e Irán,  respectivamente.

La base se encuentra en Al-Watah, a unos 125 kilómetros al sur-oeste de la capital saudí, Riad. Las plataformas están diseñadas para misiles DF3, con un alcance de entre 2.400 y 4.000 kilómetros y capaces de llevar dos toneladas de carga, presuntamente almacenados en un silo subterráneo al sur de las plataformas de lanzamiento, según el estudio publicado por el diario británico The Telegraph.

“Nuestro estudio nos indica que esta base está parcialmente o totalmente operativa”, declaró Robert Munks,  redactor adjunto de la firma. Esta base podría funcionar también como un centro de entrenamiento y almacenamiento, agregó el experto.

Los misiles fabricados en China en los años 80 no son controlables a distancia, por lo que deben posicionarse en la dirección de los objetivos antes del lanzamiento, indican los expertos. Si se confirman estas informaciones, esta base instalada en medio del desierto saudí sería la tercera de este tipo identificada en ese país. “No podemos estar seguros de que los misiles apuntan específicamente hacia Tel-Aviv y Teherán, pero si estos son lanzados, pensamos que apuntarían a las grandes ciudades”, añade Munks. “No queremos sacar demasiadas conclusiones sobre la estrategia saudí, pero es claro que Arabia Saudita no mantiene buenas relaciones con Irán o Israel”, agregó.

Los empleados de la Embajada saudita en Londres no respondieron a la solicitud del diario británico The Telegraph de comentar el asunto. La Embajada de Israel en la capital británica rechazó también realizar comentarios al respecto, destacó la agencia de noticias Russia Today (RT). Arabia Saudita, poblada de musulmanes sunitas, ha expresado en varias ocasiones sus temores en relación al programa nuclear de Irán, país de mayoría chiita.

Según Robert Munks, una base de lanzamiento de misiles como esta podría servir también a Arabia Saudita si este país decide adquirir armas nucleares, tal y como lo sugirió en 2011 el exjefe de los servicios secretos, el príncipe Turki al Faisal.

Los expertos suponen que si Irán consigue armas nucleares, Arabia Saudita seguirá su ejemplo. “Parece que su objetivo es la capacidad de disuasión, algo lógico si tenemos en cuenta que Irán está desarrollando sus propios misiles balísticos”, comentó David Butter, experto para Oriente Medio en Chatham House, una organización no gubernamental británica para el análisis de relaciones internacionales, destacó RT.  

El experto resaltó que Arabia Saudita supo que la base captaría la atención de la inteligencia extranjera, por lo que una de las plataformas está dirigida contra Israel. “Eso haría creer a Irán que no es el único que está siendo apuntado, además de dar una señal al mundo árabe de que Arabia Saudita sigue considerando a Israel como una amenaza”, explicó el analista.

Según un cable diplomático secreto, publicado por WikiLeaks en 2010, el rey Abdalá de Arabia Saudita había pedido reiteradamente a Estados Unidos que ataque a Irán para frenar su programa nuclear.

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto:
Medios Públicos EP