La tensión entre Venezuela y Colombia, en nivel peligroso

- 13 de septiembre de 2019 - 00:00
Foto: EFE

La ONU insta al diálogo para calmar la situación azuzada por la militarización de la frontera. Los países que apoyaron activación del pacto TIAR insisten en medidas para lograr la salida de Maduro.

Noticias relacionadas

Colombia y Venezuela atraviesan un nuevo pico de tensión diplomática luego de que el presidente Nicolás Maduro arrancó con los ejercicios militares y de que el Consejo Permanente de la OEA decidió activar el Tratado Interamericano de Asistencia Recíproca (TIAR).

La frontera de 2.219 kilómetros siempre ha sido escenario de tensiones, pero jamás llegó a la confrontación militar, pese a que -en febrero- las relaciones de ambos países se rompieron luego de que los militares venezolanos quemaron camiones con ayuda humanitaria.

Francisco Santos, embajador de Colombia en Estados Unidos, explicó a NTN24 noticias que la activación del TIAR fue convocada por el canciller de Colombia, Carlos Holmes Trujillo, quien presentó pruebas del apoyo de Maduro a disidentes de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) y el Ejército de Liberación Nacional (ELN).

De acuerdo con el diplomático, los grupos paramilitares actúan en la misma zona que Maduro militarizó. En este contexto, Santos indicó que la segunda quincena de septiembre de 2019 los cancilleres del TIAR se reunirán para tomar medidas respecto a la crisis venezolana y la situación en la frontera.

“La idea es que las medidas de presión -contra Maduro- sean coordinadas por todos los Estados para generar un cambio, crear un gobierno de transición que convoque a unas elecciones trasparentes para retomar la democracia”, explicó el funcionario colombiano.

Antonio Ledezma, exalcalde de Caracas en el exilio, indicó que la activación del TIAR se dio, además, porque se agotaron los intentos de diálogos del Gobierno con la oposición, que Maduro utilizó para “quemar tiempo”.

“Aspiramos a que la aprobación del TIAR no se convierta en un simple debate de soluciones contemplativas... Venezuela es el patio trasero de una estrategia global que dirige Cuba y Rusia. Necesitamos del auxilio internacional ante la amenaza evidente del terrorismo y el narcotráfico”, puntualizó Ledezma.

El analista colombiano Carlos Patiño recordó que la denuncia del canciller Holmes no es nueva, ya que los últimos tres mandatarios colombianos han denunciado las alianzas de las guerrillas con Maduro. “Quizás, quien tuvo un poco más de cuidado -al hablar- fue Juan Manuel Santos para cerrar el acuerdo de paz con las FARC”.

Patiño agregó que después del anuncio del exlíder guerrillero “Iván Márquez” de retomar las armas, quedó claro “el apoyo estratégico y una permanente convivencia de la disidencia dentro del territorio venezolano. A la vez el ELN convirtió a Venezuela en su propia retaguardia”.

Para el también catedrático colombiano, la activación del TIAR representa un instrumento importante ante la posibilidad de tener un mecanismo, tanto diplomático como un posible apoyo militar, ante una agresión de Venezuela a Colombia.

Tras conocer el anuncio de la OEA, el secretario general de la ONU, Antonio Guterres, pidió a los mandatarios de Venezuela y Colombia un diálogo para reducir la tensión.

El presidente de Colombia, Iván Duque, respondió que nunca ha agredido a Venezuela y que tampoco está “en una carrera belicista”. Agregó que tiene una excelente relación con Juan Guaidó, a quien reconoce como mandatario interino de Venezuela.

El TIAR en Venezuela

El TIAR, también conocido como Tratado de Río por su firma en esa ciudad en 1947, dispone que la reunión de cancilleres deberá “acordar las medidas para la defensa común y para el mantenimiento de la paz y la seguridad del continente”.

En 2013, bajo el control del chavismo, el Parlamento venezolano notificó la salida del pacto y el 14 de mayo de 2015 se hizo efectiva.

Xavier Rodas Garcés, profesor del Instituto de Diplomacia de la Universidad de Guayaquil, explicó a este diario que el pacto establece que sea aplicado en caso de que la integridad del territorio o la soberanía fuesen afectadas por una agresión o cualquier hecho que ponga en peligro la paz de la región (ejemplo: un ataque a Colombia). (I)

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto: