Derecho a la réplica

Respuesta a caricatura de diario EL TELÉGRAFO

07 de febrero de 2018 - 00:00

El domingo 28 de enero, día en que el Ecuador conmemoraba 106 años del asesinato de Eloy Alfaro en la llamada Hoguera Bárbara - aquel acto atroz de linchamiento de uno de los hombres más connotados del continente - el diario EL TELÉGRAFO publicó una caricatura que bien podríamos calificar de linchamiento moderno.

No es el mero carácter de burla que se expresa hacia el Presidente Constitucional de la República Bolivariana de Venezuela, Nicolás Maduro, ni la evidente falta de respeto a su alta investidura como Jefe de Estado de un país soberano e independiente.

No. La publicación nos muestra algo más grave: el desconocimiento de las leyes y realidad política venezolana y el prejuicio del dibujante, quien al difamar a su máxima autoridad contribuye a exacerbar el clima de desestabilización que desde el norte se incita impunemente, contribuyendo con la distorsión que se ofrece del país a los ciudadanos y ciudadanas del Ecuador.

La legislación venezolana indica que los partidos políticos que no concurrieron a las elecciones municipales del pasado 10 de diciembre debían renovarse de acuerdo con lo señalado en la Ley de Partidos Políticos, Manifestaciones y Reuniones Públicas.

Este proceso de validación era necesario para participar en el proceso electoral venidero, que fue establecido por la Asamblea Nacional Constituyente, que el 20 de diciembre aprobó el Decreto Constituyente para la Participación en Procesos Electorales.

Partidos como Acción Democrática (CAD) y Primero Justicia (PJ) acudieron al proceso y serán parte de las opciones electorales que tendrá el pueblo venezolano en los comicios presidenciales por venir. Otros partidos, como Voluntad Popular (VP), se autoexcluyeron al indicar que no acatarían la norma establecida.

En el caso de Mesa de la Unidad Democrática (MUD), esta quedó excluida de la renovación por sentencia de la Sala Constitucional del Tribunal Supremo de Justicia (TSJ) que ratificó la prohibición de doble militancia en partidos políticos.

No es la “voluntad suprema y autoritaria” del presidente Nicolás Maduro la que se aplica en Venezuela. En nuestro país existen cinco poderes constituidos e independientes y en el caso de los procesos electorales, se acatan las decisiones del Consejo Nacional Electoral (CNE), que se rige a su vez por leyes y reglamentos establecidos.

En el primer cuatrimestre de 2018, los venezolanos tendrán la oportunidad de elegir - libre y democráticamente - a su máxima autoridad; tal y como lo han hecho consecutivamente desde el año 1998, con la participación de todo el espectro político del país.

Esta es la verdad que debería conocer el mundo y la que nos vemos obligados a defender, en honor del derecho que tiene la ciudadanía de ser informada veraz y oportunamente, para luego poder elaborar sus propias conclusiones. (O)

Carol Delgado Arria
Embajadora de la República Bolivariana de Venezuela en el Ecuador

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto: