Populares y socialistas europeos piden un nuevo referéndum del “brexit”

- 14 de marzo de 2019 - 00:00
La primera ministra británica, Theresa May, pronuncia un discurso durante la sesión de control en la Cámara de los Comunes, en Londres.
Foto: EFE

Los líderes de los dos principales grupos parlamentarios de la Eurocámara, el Partido Popular Europeo (PPE) y los Socialdemócratas (S&D), reclamaron el miércoles 13 de marzo a Londres la convocatoria de un segundo referéndum ante el bloqueo del Parlamento británico al acuerdo de salida del “brexit”.

“Lo lógico sería volver a preguntarles a los ciudadanos. Desde un punto de vista democrático sería lo más lógico”, dijo el líder del PPE en la Eurocámara, Manfred Weber, el primero de los portavoces parlamentarios en tomar la palabra.

El 29 de marzo es la fecha prevista para abandonar la Unión Europea (UE).

El Parlamento rechazó este miércoles 13 de marzo por tercera vez el plan de la primera ministra Theresa May para el “brexit”, con 321 votos a favor por 278 en contra, una diferencia de 43, a pesar de las concesiones arrancadas a última hora de la líder inglesa a Bruselas sobre la controvertida salvaguarda para la frontera irlandesa. Sin embargo, ni su propio equipo legal las creyó, como dejó claro el abogado general del Reino Unido, Geoffrey Cox.

La gran piedra en la rueda del “brexit” es ponerse de acuerdo sobre el futuro de la frontera entre Irlanda, una república independiente que forma parte de la UE, e Irlanda del Norte, el territorio que junto a Escocia, Gales e Inglaterra conforma Reino Unido.

Es que allí se plantea un desafío difícil: cómo evitar que tras el “brexit” se instaure una frontera con controles y aduanas, lo que iría contra unos tratados de paz de hace más de dos décadas.

La política que propuso May al respecto, conocida como “salvaguarda irlandesa” o backstop (en inglés) se convirtió precisamente en el principal freno para la salida.

¿En qué consiste el backstop? Definida por algunos como una especie de “póliza de seguro” es básicamente un dispositivo que busca garantizar que no habrá una frontera “dura” entre las dos Irlanda, incluso si no se llegara a un acuerdo formal en temas comerciales y de seguridad, publicó la BBC. (I)

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto: