Los estudiantes brasileños emulan protestas chilenas

01 de septiembre de 2011 - 00:00

Inspirados en las protestas chilenas y con la presencia de una de las líderes estudiantiles de Chile, unos 2.500 estudiantes brasileños se manifestaron ayer en Brasilia para pedir que el gobierno destine 10% del PIB (Producto Interno Bruto) a la educación. 

“Queremos reafirmar la unidad de los movimientos estudiantiles en Chile, en Brasil, en Latinoamérica”, proclamó ante los brasileños la presidenta de la Federación de Estudiantes de la Universidad de Chile, Camila Vallejo, de 23 años y estudiante de geografía, que ha sido líder de las protestas de su país.

“Chile, amigo, Brasil está contigo”, le corearon los brasileños, en frente del Banco Central, en cuya calzada de acceso los jóvenes vaciaron un camión de agua para simbolizar su “limpieza”.

“Chi, Chi, Chi, Le, Le, Le”, gritaba ayer  en la manifestación la estudiante brasileña de ingeniería civil, de 21 años, Julia Vasconcelos, con una bandera de Chile en las manos.

“Apoyamos la lucha de los chilenos, esperamos que influencie la conciencia del movimiento en Brasil”, expresó. 

Los estudiantes latinoamericanos se pusieron de acuerdo en un reciente encuentro en Uruguay en convocar a una jornada de manifestaciones en toda la región el próximo año, explicó Luiz Felipe Maciel, un líder de la Unión Nacional de Estudiantes (UNE) convocante de la manifestación.

El reclamo de los brasileños coincide con la elaboración en Brasil de un nuevo Plan Nacional de Educación para los próximos diez años y quieren que el Congreso asuma su reclamo.

“La educación pública en Brasil es mala, no tenemos las mismas oportunidades que los estudiantes de escuelas privadas”, lamentaba la joven Natalia, de 18 años, que estudia secundaria.

“Es fundamental para nuestros movimientos lo que ha hecho Chile saliendo a la calle”, señaló, por su parte,  el argentino Juan Cruz Iglesias, de la Federación Unitaria Argentina.

Los jóvenes chilenos, que han convocado a las más masivas movilizaciones de los últimos 20 años en Chile, exigen una refundación del sistema educacional chileno, en manos casi en su mayoría de privados tras las reformas impuestas por la dictadura de Augusto Pinochet.

Miles de estudiantes secundarios y universitarios completan ya más de tres meses sin clases, en cientos de colegios ocupados ilegalmente por sus alumnos o en paro de actividades. El sábado se reunirán con el presidente de Chile, Sebastián Piñera en el Palacio La Moneda.

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto: