Ecuador, 21 de Julio de 2024
Ecuador Continental: 12:34
Ecuador Insular: 11:34
El Telégrafo
Comparte

La CIA quiere resucitar a un mamut con ingeniería genética

El mamut es uno de los animales extintos que podría volver a la vida.
El mamut es uno de los animales extintos que podría volver a la vida.
04 de octubre de 2022 - 17:47 - Redacción Web

Con el calentamiento global y a medida que una emergencia climática avanza de forma rápida, la empresa biotecnológica Colossal Biosciences se planteó la visión: "Ver al mamut lanudo tronar sobre la tundra una vez más". Por lo que los fundadores ya han recopilado una gran lista de financiadores e inversores de alto perfil, entre ellos Peter Thiel, Tony Robbins, Paris Hilton, Winklevoss Capital y, según la cartera pública que su brazo de capital de riesgo lanzó este mes, la propia Central de Inteligencia Americana (CIA).

Colossal espera usar una secuenciación genética para lograr resucitar a dos mamíferos que dejaron de existir hace muchos años atrás. Las dos especies que se encuentran siendo el foco de la investigación son el mamut gigante de la edad de hielo y un marsupial de tamaño mediado conocido como tilacino o tigre de Tasmania, que se extinguió en Australia hace menos de un siglo.

La compañía promete combinar la ciencia de la genética con el negocio del descubrimiento, esforzándose por reactivar el latido del corazón ancestral de la naturaleza.

Colossal utiliza la edición de genes CRISPR, un método de ingeniería genética basado en un tipo de secuencia de ADN natural. Las secuencias CRISPR se presentan por sí solas en algunas células bacterianas y actúan como un sistema de defensa inmunitario, lo que permite que la célula detecte y elimine el material viral que intenta invadir. La técnica de edición de genes del mismo nombre se desarrolló para funcionar de la misma manera, lo que permite a los usuarios cortar genes no deseados y programar una versión más ideal del código genético.

Además, la empresa argumenta que “reconstruir” tales criaturas extintas apoyará las economías locales y ayudará a revertir los efectos del cambio climático teniendo un efecto positivo neto en la compensación de carbono.

Sin embargo, los críticos plantean varios problemas como que los hábitats originales de la mayoría de los animales extintos ya no existen y que sería mejor invertir los fondos destinados a la desextinción en la protección de las especies que aún existen. Incluso si la desextinción se lleva a cabo sin problemas, es decir, sin dañar a los animales utilizados para producir los sustitutos ni a los propios animales sustitutos, las características de comportamiento no se pueden extrapolar de los genes. En otras palabras, los animales no tendrán una población preexistente que les enseñe a actuar como un mamut o un tilacino.

En un debate llevado a cabo en 2019, el cofundador de Colossal George Church, dijo que traer de vuelta al mamut no es solo un proyecto de vanidad, o algo inventado para recrear un animal genial. La investigación de la extinción de mamuts podría significar ayudar a curar el virus del herpes en los elefantes asiáticos. Church dijo que las preguntas sobre la culpa humana por la extinción son “casi irrelevantes” y que “la pregunta es, ¿estas especies tienen algo que ofrecernos?”

Contenido externo patrocinado