Hijo de Madoff jamás sospechó de su padre

31 de octubre de 2011 - 13:58

Andrew Madoff, el hijo menor del financiero Bernard Madoff condenado a 150 años de cárcel por la mayor estafa piramidal jamás descubierta en EE.UU., aseguró hoy que veía a su padre como una "leyenda" de las finanzas y nunca sospechó que estuviera tramando aquel fraude, aunque reconoce que es pronto para perdonarle.

"No sospeché nada. Me crié viendo cómo la gente le trataba (a mi padre) como una leyenda (...) Todos le veían como un inversor con un talento espectacular, nunca se me ocurrió que era un farsante", dijo Andrew Madoff, de 45 años, durante una entrevista con la cadena NBC.

El menor de los Madoff, que promociona estos días su nuevo libro, "Verdad y consecuencias", señaló que no hay manera de justificar el daño que causó su padre a tanta gente y dijo que en lo personal todavía es pronto para el perdón.

"Intento encontrar algo en mi corazón para perdonarle, pero ahora no puedo", indicó Andrew Madoff, quien afirmó que las acciones de su padre "afectaron las vidas de tantas personas, a las que robó sus sueños y su futuro", que no sabe si algún día podrá disculparle.

Asimismo, cuando le preguntaron por las cartas que le mandó su padre desde la cárcel de mínima seguridad de Butnet (Carolina del Norte), Andrew Madoff aseguró que no ve "sinceridad ni remordimiento" en ellas.

Por su parte, la esposa del exfinanciero, Ruth Madoff, comentó durante la misma entrevista que cada día sigue pasando vergüenza por los crímenes que cometió su marido, al que hace meses que no va a visitar a la cárcel y al que asegura no echar de menos.

Madre e hijo se expresaron así casi una semana después de que el propio Madoff asegurara a una conocida periodista estadounidense que sabe que morirá en prisión, aunque ya no piensa en suicidarse, y que se siente "más feliz que en la calle", aunque tiene "remordimientos" por haber "arruinado" a su familia.

Ruth Madoff reveló previamente que Bernard y ella llegaron a sentirse tan consternados por el peso del fraude cometido que intentaron suicidarse para poner fin a su dolor, aunque las pastillas que se tomaron no funcionaron y los dos sobrevivieron.

"Me sentí aliviada", respondió hoy la esposa de Madoff sobre cómo recuerda el día después del intento de suicidio, el 24 de diciembre de 2008.

La mujer rompió su silencio después de conocer que Madoff se siente más seguro entre rejas que paseando por las calles de Nueva York, según una carta que envió tras el suicidio de su hijo mayor, Mark, a su nuera y viuda de éste, Stephanie Madoff Mack.

Stephanie Madoff Mack aseguró a mediados de octubre que "escupiría en la cara" a su suegro si algún día volviera a encontrarse con él y le responsabilizó de la muerte de su marido.

Mark Madoff se quitó la vida el 11 de diciembre de 2010, justo cuando se cumplieron dos años de la confesión y detención de su padre.

Bernard Madoff, de 73 años, mantuvo durante dos décadas un esquema Ponzi a través del cual atrajo enormes cantidades de dinero a cambio de la falsa promesa de invertirlo y obtener elevadas ganancias, lo que hizo perder más de 65.000 millones de dólares a clientes en todo el mundo, la mayor estafa descubierta jamás en la historia de Wall Street.

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto: