Grupo Internacional de Contacto manifestó su preocupación sobre Venezuela

- 07 de febrero de 2019 - 18:19
Ciudadanos venezolanos salen a las calles a protestar contra el régimen de Nicolás Maduro.
EFE

El Grupo de Contacto Internacional (GCI) sobre Venezuela expresó su profunda preocupación por la crisis y difícil situación del pueblo venezolano.

El encuentro fue convocado por Uruguay y la Unión Europea y se desarrolló en Montevideo. Los delegados destacaron su cometido de apoyar una salida pacífica, democrática y que incluya a todos los venezolanos, a través de elecciones presidenciales transparentes e imparciales.

Según información difundida por el Ministerio de Relaciones Exteriores, a través de su página web, el Grupo también manifestó que “es crucial restaurar la plena democracia, el estado de derecho, la separación de poderes y el respeto por el mandato constitucional de las instituciones del país, en particular de la democráticamente electa Asamblea Nacional”.

A futuro, el GCI acordó adelantar contactos con actores venezolanos relevantes, así como con los socios regionales e internacionales, encaminados a establecer las garantías necesarias para un proceso electoral creíble, en el menor tiempo posible; permitir la entrega urgente de asistencia de acuerdo a los principios internacionales de ayuda humanitaria. Para cumplir dichas metas el GCI enviará una misión técnica.

En cuanto a la crisis humanitaria, el Grupo expresó el compromiso de desplegar una mayor asistencia internacional y coordinar al respecto con el Representante Especial de Acnur/Organización Internacional de las Migraciones, señor Eduardo Stein.

el Ministro de Relaciones Exteriores y Movilidad Humana del Ecuador, José Valencia, participó en la primera reunión. En este espacio recalcó la necesidad de que el proceso se enmarque en el Derecho Internacional y busque garantizar el respeto irrestricto a los derechos humanos y a las libertades fundamentales de los venezolanos.

En lo que corresponde a la crisis migratoria y humanitaria, observó que la misma se origina en la deteriorada realidad política, social y económica que se vive en Venezuela. Finalmente, manifestó que la asistencia de la comunidad internacional para facilitar a los venezolanos la resolución de los problemas de su nación, no equivale a la intervención en asuntos internos de ese país, conforme a la doctrina Roldós y al compromiso colectivo que tienen los Estados de contribuir a la vigencia y protección internacional de los derechos humanos.

El encuentro fue inaugurado por el presidente Tabaré Vázquez y contó con la participación de la Alta Representante para Asuntos Exteriores y Política de Seguridad de la Unión Europea, Federica Mogherini, el Canciller del Uruguay, Rodolfo Nin Novoa, así como los cancilleres de Bolivia, Costa Rica, Ecuador, España, Italia, México, Portugal y altas autoridades de Alemania, Francia, Países Bajos, Reino Unido y Suecia. (I)

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto: