El presidente Hollande ha multiplicado los llamados para derrotar a Le Pen

Debate francés busca reducir abstención

- 04 de mayo de 2017 - 00:00
La candidata del Frente Nacional (FN), Marine Le Pen, los periodistas Christophe Jakubyszyn y Nathalie Saint-Cricq y el candidato Emmanuel Macron.
Foto: AFP

El candidato proeuropeo sigue liderando las encuestas con el 20% de ventaja sobre la ultraderechista. Una consulta en internet arrojó que el 65% de los militantes de Mélechon votarán en blanco.

El debate televisivo entre los candidatos a la presidencia de Francia, el centrista proeuropeo Emmanuel Macron y la ultraderechista Marine Le Pen, arrancó la noche de ayer con un acalorado cruce de acusaciones en el que cada uno intentó desprestigiar a su adversario.

“Su estrategia es decir mentiras, usted no propone nada”, le dijo Macron, exministro de Economía de 39 años, a Le Pen, de 48, en un debate seguido en directo por millones de franceses. “Usted es el candidato del sistema y las élites”, le respondió la líder antiinmigración.

Los dos buscan seducir a los indecisos y convencer a los abstencionistas de ir a votar el domingo. Según las encuestas, 20% de los franceses aún no han decidido su voto y otro 30% podrían abstenerse (el 10% más que en 2012).

A cuatro días de los comicios, esta cita es la última oportunidad de ambos de confrontar sus planes radicalmente antagónicos sobre economía, inmigración e integración europea, con los que pretenden enderezar una Francia en crisis frente a la mundialización.

Después de diez días de una campaña despiadada, Macron sigue liderando cómodamente los sondeos, con alrededor del 60% de la intención de voto, aunque ha perdido puntos desde la primera ronda, el 23 de abril.

Cualquiera que sea el resultado, este debate marca un nuevo paso en la integración del ultraderechista Frente Nacional (FN) en la política francesa, con la primera participación de un candidato de esta formación en este ritual de entre las dos vueltas. En 2002, el candidato conservador Jacques Chirac se negó a enfrentarse en televisión a Jean-Marie Le Pen, el padre de la actual candidata y cofundador del FN, cuyo pase a la segunda vuelta provocó un verdadero sismo político.

Pero Macron, podría convertirse el 7 de mayo en el presidente más joven de la historia de Francia y aceptó el duelo televisivo. “No debatir con tu enemigo sería un error”, señaló.

“Es un debate muy particular”, destacó el presidente saliente, Francois Hollande. “Es el primero entre un candidato que representa a toda la República y una candidata de la extrema derecha”, señaló el mandatario, que ha multiplicado los llamados para derrotar a Le Pen.

Simpatizantes de Mélenchon apoyan en el 65% la abstención

Doscientos cuarenta y tres mil partidarios del aspirante a candidato presidencial de la izquierda francesa, Jean-Luc Mélenchon, han dado su opinión: más del 65% se muestra a favor del voto blanco o de la abstención en la segunda vuelta frente al 34,83% que apoyará a Emmanuel Macron frente a Marine Le Pen.

Los militantes de Francia Insumisa participaron en una consulta pública por internet que organizó el movimiento al final de la primera vuelta, tras la cual el líder de la izquierda radical no ha querido lanzar un voto de consigna hacia sus electores. Por su parte, Mélenchon ha confirmado públicamente que no votará por Marine Le Pen pero tampoco ha especificado si votará en blanco o por Macron. (I)

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Tags:
Enlace corto: