Ministra Romo acude al velorio de un policía asesinado en Machala

- 27 de diciembre de 2018 - 00:00
El cuerpo del sargento segundo Clímaco Cañar fue trasladado al cantón Arenillas de donde era oriundo y será sepultado en esa jurisdicción.
Foto: Machala Móvil

El policía Clímaco Cañar Romero estaba en la Unidad de Policía Comunitaria (UPC) cuando escuchó disparos. Las detonaciones provenían de una vivienda, ubicada a unos 250 metros de distancia, en el sector La Barraca, en Machala, El Oro.

Ahí fueron baleados Elías Jacinto Muñoz Delgado y Luis Romero Torres. El primero murió por un disparo en la cabeza, mientras que el segundo se encuentra con pronóstico reservado.

El agente y otro compañero llegaron en motos para verificar lo que ocurría y se encontraron con un hombre armado en media calle que intentaba escapar tras cometer el crimen.

Los policías le pidieron que bajara el arma, pero este les disparó y hubo cruce de balas. Clímaco recibió un disparo cerca del brazo izquierdo y cayó en el asfalto, después falleció. Su acompañante siguió al sospechoso y lo capturó.

El individuo fue identificado como Diego Gregorio P. G., de 40 años, quien tiene tres antecedentes penales, el último en 2016 por tráfico de drogas.

Un taxista que pasó por la zona comentó que antes de que llegaran los policías, Diego se paró frente a su vehículo y lo apuntó con un arma para que se detuviera.

Él declaró que hizo una maniobra para evadirlo y este le disparó. “La bala impactó en el vidrio de la puerta de mi lado, rozó el apoya cabeza de mi asiento y salió por el parabrisas posterior. El individuo pudo terminar con mi vida”.

De acuerdo con un reporte de la Dirección Nacional de Delitos Contra la Vida y Muertes Violentas (Dinased), Diego P. G. es de un grupo delictivo y estaba amenazado de muerte por el líder de otra banda a la que, supuestamente, pertenece una de las víctimas asesinadas dentro del domicilio.

La ministra del Interior, María Paula Romo, llegó este miércoles 26 de diciembre a Machala y acudió a la velación del policía. La funcionaria informó que Diego P. G. quedó con prisión preventiva por el delito de asesinato.

La diligencia se cumplió en el hospital Teófilo Dávila, donde el sospechoso está internado por una herida en la pierna. (I)

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto: