Con sus juguetes, los niños revelan abusos sexuales

- 31 de agosto de 2019 - 00:00
Psicólogas argentinas expusieron imágenes reales de juguetes de niños que fueron abusados.
Foto: Karly Torres / EL TELÉGRAFO

Especialistas argentinas capacitarán a profesionales y estudiantes, en Guayaquil, para que conozcan acerca de la terapia del juego en menores víctimas de este delito.

Un muñeco está encerrado dentro de una jaula de finos metales dorados. La niña que juega cuenta que una bruja lo encerró ahí por hablar.

¿Qué cosa dijo el bebé? ¿Por qué lo encerró la bruja?, le pregunta la psicóloga que está a su lado.

“El bebé pidió ayuda, pero nadie  le creyó. ¿Te contó mamá que ayer fui al juzgado otra vez a hablar de lo que me hizo ya sabes quién?”, le responde la niña. “Sí me contó. Por suerte somos más los que te creemos”.

La niña fue abusada por su progenitor y con su madre ha recorrido Tribunales exigiendo medidas de protección.

La psicóloga María Cecilia López, especialista argentina en psicoanálisis con niños, destaca la importancia de que los adultos miren cómo los niños juegan, qué dicen y qué hacen con los muñecos, pues en las escenas pueden evidenciar un ataque sexual.

“Muchas veces recién están aprendiendo el idioma y no se pueden expresar con palabras. A veces no saben lo que está bien o mal, pero sienten dolor, sufrimiento”, explica López.

Entre otras escenas hay una que representa a toda una familia manchada con témpera roja.

La especialista indica que en este caso la víctima exteriorizó el pánico a que asesinen a su madre y a las personas que ama.

Manifiesta que las víctimas suelen romper los muñecos o enterrarlos; mancharles los genitales con témpera roja o marrón (por la sangre o excremento).

“A veces juegan con el alcohol en gel y lo usan como si fuera fluidos corporales y se lo arrojan en la boca a los muñecos. Los adultos debemos estar preparados, sobre todo los profesionales, para saber que eso no es una casualidad”, menciona la profesional.

Como adultos hay que cambiar el pensamiento que los niños deben hablar como adultos, ellos tienen sus métodos, comenta.

Por eso dice que no hay que retarlos o castigarlos cuando dañan algún juguete, si no que hay que unirse al juego y preguntar lo que le ocurre al muñeco.

Añade que si no hay una detección temprana y tratamiento adecuado, cuando las víctimas sean adolescentes pueden tener traumas que los lleven al consumo de drogas, suicidios o a convertirse en abusadores.

La psicóloga María Beatriz Müller explica que las escenas crudas que plasman los niños con sus juguetes no son producto de ver películas, presenciar una discusión o imaginación.

Detalla que el Manual Diagnóstico y Estadístico de Trastornos Mentales DSM-5 tipifica que el estrés postraumático se genera por tres razones: exposición propia a la muerte, accidente grave o por agresión sexual.  “No hay otro motivo por el cual pueda tener esa sintomatología. El manual también pone al juego, dibujos y a las pesadillas como indicadores”.

Capacitaciones en Guayaquil
López y Müller llegaron a Guayaquil para participar en un Foro Internacional de Intervención en Crisis (Apoyo efectivo a víctimas de delitos sexuales) y el seminario internacional “Abuso sexual - innovaciones metodológicas en Intervenciones con Niños y Adolescentes Víctimas).

El primero es gratuito y se llevará a cabo el 4 de septiembre de 2019 en el Auditorio MAAC Cine, en el Malecón Simón Bolívar, en el centro de la ciudad.

Ese día se presentará la guía “Herramientas, protocolos y mejores prácticas en atención a víctimas de violencia sexual”.

El segundo se realizará el 6 y 7 de septiembre. Aquí se hablará de la supervisión clínica, entrevista forense y tipos de tratamiento, entre estos la terapia del juego.

La inversión es de $ 220 para profesionales y $ 150 para los estudiantes y fundaciones.

Paola Andrade, directora de la organización Ecuador Dice No Más, manifiesta que en nuestro país hay carencia de tratamiento y reparación integral de víctimas.  “Nos aterra que no hay personas que puedan contener a las víctimas. Por eso queremos capacitar a psicólogos que generalmente no ven nada de abuso sexual en las aulas”. (I) 

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto: