Bandas de asaltantes son detenidas en delito flagrante

30 de julio de 2013 00:00

En menos de una semana, la Policía Judicial de Pichincha ha desbaratado a dos supuestas organizaciones delictivas que operaban en la capital y se dedicaban especialmente al robo a domicilios, en el norte de la urbe y en los valles aledaños a la capital.

Para el efecto, los agentes realizaron operativos nocturnos que posibilitaron la detención de nueve personas de nacionalidad colombiana y tres ecuatorianos que participaban en estas presuntas bandas.

El primer operativo se produjo a mediados de la semana anterior y los agentes sorprendieron  a 6 supuestos delincuentes, entre ellos una mujer, cuando intentaban forzar las seguridades de una vivienda a quienes  detuvieron en el acto.

La georreferenciación  permite ubicar al personal policial en sitios estratégicos para impedir delitosSegún informó el coronel Ramiro Ortega, estos individuos conformaban una supuesta organización que se conocía como “Barranquilla” la cual operaba especialmente al norte de Quito.

El oficial señaló que varias denuncias por robo a domicilios se presentaron en semanas anteriores y la mayoría de perjudicados era de propietarios de viviendas que tenían locales comerciales.

Aquello motivó la conformación de un grupo de agentes que logró identificar, sobre la base de los análisis de evidencias dejadas por los delincuentes en el lugar de los hechos, a los posibles integrantes.

De esta manera los uniformados llegaron a la presunta organización delictiva que sería la culpable de perpetrar por lo menos una docena de robos a casas a las que ingresaban rompiendo las seguridades.

El operativo de detención de esta banda se realizó alrededor de las 05:40, del pasado jueves, en el instante en que forzaban las seguridades de una vivienda y local comercial de la calle Sabanilla.

893 bandas delictivas que operaban desde hace varios años fueron desbaratadas por la Policía en 2012Al ver a los agentes intentaron huir en un vehículo Chevrolet Aveo, plateado, de placas PCD-7365, sin embargo, fueron inmediatamente neutralizados. En su poder se hallaron tres armas de fuego, tipo revólver calibres 38 y 22 mm, varias municiones y teléfonos celulares.

Los uniformados trasladaron de inmediato a la Unidad de Flagrancias a los colombianos Jairo P., Mauricio Alberto M., Franklin Albeiro C., Hali Fernando A. y los ecuatorianos Álvaro Dallén M., quien registra seis detenciones por robo sistemático calificado, evasión de detenidos, tráfico, tenencia, posesión ilícita; y María Mireya M., la cual registra una detención por tráfico.

Una vez terminada la audiencia de flagrancias, el juez ordenó la prisión preventiva por 30 días mientras está en vigencia la instrucción fiscal.

Este fin de semana, en cambio, un extenso operativo activado por la Policía en el sector de Ponciano, al norte de la urbe, en horas de la madrugada del sábado, culminó cuando localizaron dos automóviles en los cuales viajaban los posibles integrantes de otra supuesta banda que intentó ingresar a la fuerza a un departamento de esa zona residencial, pero tuvieron que huir porque fueron descubiertos por los guardias del conjunto habitacional.

La llamada de auxilio motivó la puesta en marcha de las operaciones, ya que, según Ortega, ya se había dispuesto vehículos y personal según los trabajos de inteligencia y georreferenciación, realizados de acuerdo  a las  denuncias ciudadanas y el análisis estadístico.

Eso incidió en que rápidamente los vehículos Chevrolet Aveo, color gris sin placas; y un vehículo Hyunday Accent, color plomo, sean localizados, no muy lejos del sitio que habrían intentado asaltar.

Los detenidos fueron identificados como Rafael A., Julián C., Brandon C., Omar P., Víctor R. -todos colombianos- y el ecuatoriano Jorge P.; en cuyo poder hallaron 2 armas de fuego, un puñal, pasamontañas y gorros. Además, el guardia de seguridad que solicitó el auxilio reconoció plenamente a los individuos. Todos los arrestados fueron llevados hasta la unidad de flagrancias donde el juez dictaminó la orden de prisión preventiva.