Desarticulan banda integrada por PPL y funcionarios del SNAI en la Penitenciaría

15 de agosto de 2020 13:15

Los graves problemas que se viven en las prisiones del país tienen que ver no solamente con las acciones de las personas privadas de libertad (PPL) sino con su sagacidad para tejer redes en las que involucran, inclusive, a funcionarios del SNAI, el organismo responsable del sistema carcelario del país.

Un ejemplo de aquello es lo que la Policía descubrió en la Penitenciaría del Litoral tras una investigación que venía realizando desde febrero de este año. Gracias a esta se consiguió desarticular a una organización liderada por el detenido Frixon Enrique C., alias “Pichu”.

En complicidad con otro PPL, dos funcionarios del SNAI y tres ciudadanos más, la banda dirigida por “Pichu” había logrado armar una estructura para recibir beneficios económicos a cambio de facilitar, agilizar y realizar favores a los presos.

Entre las acciones de la organización estaban las visitas extraordinarias, los cambios de régimen penitenciario, el control del economato, la concesión de prelibertades, la entrada o tenencia de celulares, el ingreso de objetos prohibidos y la venta de droga.

La investigación determinó que la banda recibía importantes sumas de dinero producto de los trámites y de favores que hacía diariamente a los numerosos PPL interesados en conseguir beneficios y ventajas irregulares.

El operativo ejecutado la tarde de este viernes 14 se realizó no solamente en la Penitenciaría del Litoral sino en viviendas de Guayaquil y Quevedo (Los Ríos), donde habitaban algunos de los cómplices.

En los allanamientos se capturó a siete personas, entre ellas dos funcionarios del SNAI que laboraban en el área jurídica y en la ventanilla 2 de recepción de cédulas de las visitas.

Involucrados y evidencias



Entre los privados de la libertada involucrados figuran Frixon Enrique C., de 35 años, quien registra ocho detenciones por asesinato, homicidio, robo, chantaje, asociación ilícita y extorsión; y Julio César R., de 41 años, aprehendido el 23 de mayo de 2016 por tráfico Ilícito de drogas, mientras que entre los funcionarios del SNAI aparecen Mayra Alejandra M., de 37 años, y Carlos Alberto B., de 31 años.

Los cómplices externos son Inés Andrea M., de 30 años; Kevin Jonathan T., de 22 años; y Jonathan Antonio P., de 31 años, con una detención previa por robo el 17 de marzo de 2008.

Las evidencias son seis teléfonos celulares, una laptop HP, dos CPU, dos tablets, una memoria USB, un sobre con documentos y dos credenciales. (I)