13 millones de archivos electrónicos de bienes de las FARC, bajo auditoría

- 24 de febrero de 2018 - 00:00
Cuatro horas duró la reunión de las fiscalías de Colombia y Ecuador con sus unidades de Inteligencia.
Foto: Cortesía Fiscalía General del Ecuador

El fiscal general de Colombia, Néstor Martínez y su par ecuatoriano, Carlos Baca, se reunieron en Bogotá para coordinar el trabajo que les permita desbaratar las estructuras de las organizaciones criminales transnacionales.

La investigación conjunta entre Colombia y Ecuador para desbaratar las estructuras económicas de las organizaciones criminales transnacionales se fortalecen.

Durante aproximadamente cuatro horas, los fiscales Generales de Colombia y Ecuador, Néstor Martínez y Carlos Baca, respectivamente, intercambiaron información sobre la organización de las bandas criminales en la frontera común y que están afectando la tranquilidad ciudadana.

En el encuentro, Martínez entregó 13 millones de archivos electrónicos sobre los bienes de las FARC situados en el cordón fronterizo que comparten ambas naciones. En las reuniones estuvieron también investigadores de alto nivel de   las Fuerzas Armadas, Policía y directores de las Unidades de Inteligencia de ambos países.

“Es una relación de bienes que se mantiene en confidencialidad esperando la cooperación judicial del Estado de Ecuador, que nos ha expresado todo su compromiso en contribuir con la investigación e incautación de estos activos”, dijo el fiscal Martínez.

La autoridad colombiana agregó que en la reunión además se evaluaron diversos fenómenos delictuales vinculados con el crimen organizado que afectan la seguridad nacional de Ecuador y Colombia, entre ellos el tráfico de armas, precursores químicos y combustibles, la trata de personas, los préstamos ilegales de dinero, el sicariato, entre otros.

Mientras tanto, en Colombia, las pesquisas realizadas revelaron inversiones de las FARC en Bogotá y Cundinamarca. En esas zonas, testaferros del grupo armado irregular estarían vinculados con la administración de supermercados y pequeñas tiendas.

La Fiscalía colombiana, según publicaciones de prensa en ese país, logró llevar a prisión a Luis Alirio Mora, quien desde 2001 creó Inversiones Hermanos Mora S. A. en Panamá.

Esta compañía, según diario El Tiempo de Bogotá, recibió capitales de la exagrupación armada desde Colombia.

Mora, según el periódico colombiano, registra 87 movimientos migratorios al istmo y se estableció “que incluso tiene ciudadanía panameña. Asimismo aparece como residente en la provincia de Chiriquí”.

En el lado ecuatoriano, se indaga la existencia de “otro paquete de bienes que están ligados al expediente de los bienes ocultos de las FARC”.

Según las investigaciones, en la provincia de Sucumbíos, fronteriza con Nariño y Putumayo, la exguerrilla, a través de Mora, es dueña de fincas, un hospital y varios establecimientos comerciales.

La Fiscalía de Colombia maneja otras hipótesis sobre las inversiones del denominado clan Mora. Según los investigadores, las empresas de la mencionada familia habrían sacado millonarios recursos a paraísos fiscales en Centroamérica, los cuales estarían siendo usados para mantener a los familiares de los jefes de las FARC.

La Fiscalía colombiana extenderá la investigación a México, donde en los años 90 se instalaron los miembros del frente internacional del grupo irregular. (I)

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto:
Medios Públicos EP