El Telégrafo
El Telégrafo
Ecuador/Vie.15/Oct/2021

Actualidad

Tendencias
Historias relacionadas

El fin de semana allanaron un local clandestino que aglomeró a más de 350 adolescentes, la mayoría menores de edad

Policía tras red que organiza ‘caídas’

El fin de semana allanaron un local clandestino que aglomeró a más de 350 adolescentes, la mayoría menores de edad
28 de abril de 2014 00:00

Las fiestas clandestinas denominadas ‘caídas’ siguen efectuándose especialmente en el sur de Quito y en zonas aisladas del Valle de Los Chillos, lo cual mantiene en alerta a la Policía. Este fin de semana las autoridades allanaron un local, en Solanda (sur de Quito), donde se encontró a alrededor de 350 adolescentes que habrían consumido bebidas alcohólicas.

Los uniformados también acudieron a dos direcciones en el sector de ElCalzado yChillogallo, respectivamente, donde estaban anunciadas sendas reuniones, pero al parecer los organizadores se dieron cuenta de la presencia policial y cancelaron ambos eventos.

El coronel Henry del Pozo, director de la Dinapen, informó que el operativo inició en horas de la tarde del sábado, una vez que comprobaron que en el subsuelo de  una propiedad, localizada sobre las calles Quimis y pasaje Solanda, al sur de la capital, se realizaría una de estas reuniones, lo cual motivó que 37 efectivos de la Dinapen, Antinarcóticos, Servicio Urbano y Criminalística, implementasen un operativo.

El  fiscal IvánRon y el intendente de Pichincha, Juan Castelo, participaron en el operativo. Castelo señaló que el local de aproximadamente 8 por 15 metros cuadrados ya fue clausurado, pues tenía permiso como local de recepciones pero descubrieron que estaban utilizándolo como discoteca.

El teniente José Flores, jefe del destacamento Solanda, relató que el lugar, adecuado para albergar a máximo 100 personas, estaba sobresaturado por los muchachos que habían pagado 2,50 dólares por ingresar. “Más del 70% eran menores, por lo que se procedió a la evacuación de los chicos y a la clausura del local por parte del intendente”, puntualizó el oficial.

Los uniformados arrestaron a los organizadores: Daniel P., Esteban J., Walter P., y Evelín P., quienes fueron trasladados a la Unidad de Flagrancias y se les acusó de corrupción de menores.

Además retuvieron a 4 menores que estaban aparentemente en estado etílico y fueron trasladados a las instalaciones de la Dinapen para entregarlos a sus padres. Se decomisaron 10 jabas de cerveza, botellas de vodka, paquetes con cigarrillos, así como equipos de amplificación, luces led y 2 pantallas.

El operativo llamó la atención de Marco Benavides, quien tiene una tienda en la misma calle. Se mostró sorprendido. “No sabía que en el local había tanta gente”, dijo.

De su lado, el coronel Del Pozo detalló que la Policía en este año intervino en  12 eventos de este tipo: “por lo general son sitios inadecuados, que representan un peligro para los jóvenes asistentes, algunos de los cuales usualmente consumen alcohol y drogas”.

El oficial cree que estas fiestas son organizadas por grupos que conforman redes propias, quienes elaborarían  listas valiéndose de las redes sociales para multiplicar las convocatorias. Presume que quienes organizan los eventos cobran  por anticipado la entrada, sabiendo que la Policía  puede estar enterada: “cuando intervenimos el evento no se realiza y los organizadores se llevan el dinero”.

El uniformado advirtió a los jóvenes que no vayan a estas convocatorias. Hizo un llamado a los padres  para que estén atentos a lo que hacen sus hijos: “los sitios que escogen para las ‘caídas’ no ofrecen  ninguna garantía de seguridad para los menores, además hay consumo de alcohol y drogas”, explicó.

350 personas habrían ingresado en el local en Solanda, que tendría capacidad solo para 100. Foto: John Guevara│ El Telégrafo
Lectura estimada:
Contiene: palabras

Contenido externo patrocinado