Grandes plumas: Carlos Matamoros Jara

- 18 de noviembre de 2018 - 00:00
Fotografía patrimonial del doctor Carlos Matamoros Jara dictando una de sus clases en el año de 1880, en Guayaquil. Colaborador insigne de EL TELÉGRAFO por muchos años. (I) et

El periodista que se convirtió en historiador nació el 4 de abril de 1872 en Guayaquil. Aparte de prestar sus sabios conocimientos a diario EL TELÉGRAFO, honró a la patria y a la ciudad. Parte de su impronta son las reseñas del origen de la Biblioteca Municipal y de las calles de la urbe porteña. Fue además coleccionista de monedas y estampillas, lo que plasmó prolijamente en su obra Apuntes de las monedas en el Ecuador. Falleció en su ciudad natal el 9 de abril de 1938.

Carlos Matamoros Jara

En el enorme bagaje de la labor

fugaz y anónima del diario ha

ido vertiendo este meritísimo

intelectual. Las asiduas producciones

de su pluma desde el año 1892

bregan intangiblemente en el

periodismo, efectuando una

valiosa obra cultural…

El señor Matamoros Jara

se consagra especialmente

a trabajos históricos, a la paciente

recopilación de datos biográficos,

bibliográficos, monográficos,

estadísticos y a curiosas informaciones

con que contribuye a formar

el gran aporte de documentadas

noticias que serán más tarde

las fuentes de donde salgan

los anales patrios.

EL TELÉGRAFO tiene suma

complacencia en honrar sus

columnas con el retrato de tan

constante y laborioso colaborador,

como un estímulo y una expresión

de gratitud para la labor

que desinteresadamente viene

realizando desde lejano tiempo.

Tomado de diario EL TELÉGRAFO, del sábado 16 de febrero del año 1924.

Algo más del personaje

Su proyección de periodista de Ecuador

→Para el año 1890 empezó su carrera de corresponsal en el periodismo.
→En 1906 estuvo en el periódico “El Grito del Pueblo”
→Luego de tres años, 1909, estuvo en el “Tiempo” de Quito.
→Para 1912 aparece en la ciudad de Daule, fundando el Instituto Vicente Piedrahíta.
→Formó el grupo preparatorio de niños exploradores en la escuela fiscal N°6 y los “Voluntarios de la patria”. (Telégrafo, 11 de noviembre de 1918, portada).
→En 1921 empezó a colaborar en el Decano de la Prensa Nacional, diario EL TELÉGRAFO, con el conocido seudónimo de “Tomas Mora”.
→Su trayectoria lo llevó a ascender a empleado de planta, donde más tarde escribió “La historia patria día por día”.

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto: