Campamentos iniciaron clases en sector noroeste

03 de mayo de 2011 00:00

“Cuando regrese quiero que todos sean los primeros de la clase”, les dijo ayer Norma Delgado, madre del presidente Rafael Correa, a un grupo de estudiantes que comenzaron las clases en uno de los campamentos educativos temporales implementados por el Ministerio de Educación (ME) en el noroeste de Guayaquil.

La progenitora del Primer Mandatario no ocultó su emoción al ver que el plantel Bernardita Correa Delgado, que lleva  el nombre de su hija fallecida, pasó de ser un conjunto de carpas a 13 módulos bien equipados y acogedores.

Las lonas que antes conformaban la escuela del sector La Karolina,  donadas por el Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia (UNICEF),  ahora yacen en una esquina, debidamente acomodadas.

“Esta escuela es suya, cuídenla mucho”, solicitó  Norma Delgado a los estudiantes, al término del acto inaugural.

Aulas cuentan con  estructura amplia y antitérmica

Cada una de las 13 aulas de los campamentos tiene similares características en cuanto a dimensiones (6 por 9 metros). El material de las paredes  tiene una cubierta exterior metálica y antitérmica, según las características facilitadas por el Ministerio de Educación.

Por la amplitud de los espacios (54 metros cuadrados) caben 45 niños cómodamente sentados en bancas individuales, más el escritorio del docente. Un pizarrón acrílico, de casi 4 metros de ancho por 1 de alto, completa los elementos necesarios para el desarrollo de las clases.

Las amplias ventanas, de aproximadamente dos metros de alto y que se extienden a lo largo de cada aula, permiten que los salones de clases cuente con ventilación uniforme.

Comunidad  educativa está satisfecha por los planteles

Debido a distintos motivos, como el retraso en la adjudicación de las obras,  la falta de suministro eléctrico, entre otros, solo 3 de los 8 campamentos comenzaron el año lectivo 2011 - 2012.

Solo en La Karolina, Tierra Prometida y Sergio Toral las unidades temporales están operativas.

La Subsecretaria Metropolitana de Educación, Mónica Franco, informó que el inicio de clases será progresivo, durante las siguientes semanas en los sectores  Sergio Toral I, Voluntad de Dios, Elvira Leonor,  Socio Vivienda y Promesa de Dios.

A pesar del retraso de las obras, los padres de familia y alumnos se mostraron agradecidos por la gestión del ME.

Viviana Matute, quien lleva cuatro años en Tierra Prometida, comentó que desde hace dos apelaron al Estado para construir una escuela. “Nos han ofrecido, incluso, instalaciones de cemento”, dijo Matute. “Solo hay que solucionar la legalización del terreno para ello”.

Katherine González, quien ya lleva dos años de estudio  en la escuela Bernardita Correa, afirmó que el cambio es notable. “Estábamos medianamente bien antes, pero, sin duda, ahora estamos más cómodos y protegidos.

Algunos docentes que por primera vez comenzaron  a laborar en estos sitios,  se prepararon anímicamente para asimilar la distancia que tienen que recorrer para llegar a los campamentos.

Jenny Mieles, una de los más de 120 docentes contratados para el sector, necesitó de hora y media, en dos buses, para llegar a l sector de La Karolina, desde su domicilio en La Procesión.

“Es aquí donde se demuestra la verdadera vocación de maestro”, manifestó.

Te recomendamos

Las más leídas

Contenido externo patrocinado