Especial semaforización y competencias

Los municipios siguen sujetos a las directrices del COE Nacional

- 15 de mayo de 2020 - 00:00
Foto: Archivo / El Telégrafo

El experto en movilidad Guilherme Chalhoub teme que al dejar el color rojo, los ciudadanos desconfíen del transporte público y en su mayoría utilicen el privado, causando una gran contaminación.

El uso de mascarillas de manera obligatoria, el distanciamiento entre ciudadanos, el manejo de sanitización de los mercados, es la prioridad de los municipios en el Ecuador, antes de iniciar un cambio de color del semáforo.

Hay 221 cabildos del Ecuador y algunos de ellos se sumarán al cambio del color rojo al amarillo según Raúl Delgado, presidente de la Asociación de Municipalidades del Ecuador (AME).

Para Pedro Palacios, alcalde de Cuenca, esto implica una responsabilidad de todos los sectores. Es así que se reunió con el sector empresarial para poner en marcha un retorno gradual y controlado en el futuro.

El uso de mascarilla es primordial, pero en Cuenca ya suman más de 50 personas sancionadas. Una situación similar sucede en Ambato, donde se hace obligatorio el uso y el distanciamiento social. También es obligatoria la utilización de dispensadores de alcohol o gel antiséptico en plazas y mercados, entre otros temas, indicó el concejal Álex Valladares.

Según la bióloga cuencana Paola Molina, PhD en Biología Molecular y Celular y quien trabaja para la Universidad de Vanderbilt, en Nashville (EE.UU.), el Centro de Control de Enfermedades recomienda el uso de mascaras en determinadas circunstancias y cuando la gente no puede evitar contacto con otras personas. “Las mascarillas protegen contra el esparcimiento del virus por partículas líquidas (saliva o mucosa). Las de tela son suficientes para protegernos pero la mayor protección existe cuando todos utilizan las mascarillas”, indicó.

De igual forma, los mercados si bien son una preocupación para las autoridades, las alcaldías han iniciado un manejo dentro de esta crisis. Solo en Guayaquil, Quito y Cuenca se registran más de 4.700 puestos de ventas.

En Cuenca se inició con el proceso de distanciamiento. En los mercados se colocaron círculos a dos metros de distancia entre el comprador y el vendedor; de igual manera, no se permite el ingreso de personas mayores a los 60 años, embarazadas ni a niños.

Manejo de la crisis

Según Adrián Castro, abogado experto en Derecho Administrativo, los municipios están obligados a seguir las directrices del COE Nacional. “En las normas generales, el COE tiene todas las atribuciones y en normas específicas son reguladas por los GAD”, dijo. Y agregó que si no se cumple, el Gobierno puede hacer un llamado a cada instancia.

De la misma manera, el experto en movilidad Guilherme Chalhoub indicó que al cambiar de semáforo vendrá una nueva actividad y pidió que los ecuatorianos se muevan de acuerdo “a la necesidad urgente y sin mayores desplazamientos para evitar, primero la contaminación del virus y luego la contaminación ambiental”, pues cree que la mayoría querrán salir en sus vehículos.

El transporte público aún debe esperar

Para el presidente de la Asociación de Municipalidades del Ecuador (AME), Raúl Delgado, en “algunos municipios” existen las condiciones para que el semáforo pueda cambiar.

“Reconozco que el problema mayor está en las grandes ciudades. Los cantones pequeños casi no tenemos dificultad”, dijo el presidente de AME y agregó que el uso de mascarilla entre los habitantes sigue siendo un problema entre los ciudadanos. “Lamentablemente hay un gran sector de la población que no usa por diferentes razones”, dijo.

Agregó que los municipios van a tener que actuar con la entrega de mascarillas en las zonas más concurridas de las ciudades. “No siempre debemos sancionar el no uso de las mascarillas; vamos a entrar en una campaña de concienciación”, manifestó el alcalde del cantón Paute.

En cuanto al transporte, Delgado dijo que se ha generado trabajos con el transporte mixto y taxis, pero indicó que aún no existen las condiciones para abrir el transporte público en todos los cantones del país. “Ellos deben esperar una semana o dos para que puedan trabajar”.

En cuanto a los servicios básicos, dijo que todos los alcaldes del país han activado medidas para que no falten agua y luz, y que se realice la recolección de basura con normalidad. “No hemos tenido dificultades”, indicó. (I)

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto:
Medios Públicos EP