¿Por qué florecen algunos guayacanes en septiembre?

- 19 de septiembre de 2019 - 16:45
Foto: Néstor Espinosa / et

A mediados de septiembre en varios puntos del bosque tropical seco de la provincia de Guayas florecieron cientos de árboles de guayacán. A lo largo de la vía a la Costa, desde Puerto Azul hasta Playas, se evidencian manchas de flores amarillas en medio de la vegetación aparentemente muerta.

En verano, el bosque seco abandona su verdor propio de la época lluviosa y se torna gris, los árboles pierden las hojas, los arbustos, las enredaderas y la grama se secan. Entre los árboles que pierden sus hojas están los ceibos, los bototillos y los guayacanes. Estos últimos por lo general florecen en diciembre, mes de transición entre verano y estación lluviosa, cuando caen las primeras precipitaciones y los despiertan con el florecimiento.

¿Pero entonces por qué han florecido los guayacanes en septiembre? El catedrático universitario y técnico del Instituto Nacional de Meteorología e Hidrografía, Inamhi, Boris Malavé, explica las razones por las que ciertos sectores del país se vistan de amarillo en estos días. "Todo depende de los microclimas", comenta y enseguida aclara que en zonas de la vía a la Costa, debido a la cordillera Chongón-Colonche e incluso a la presencia de la represa se forman varios microclimas en los cuales durante este mes se han generado lloviznas casi imperceptibles, pero que despiertan a los guayacanes.

Efectivamente, el miércoles 18 de septiembre las estribaciones de la cordillera, como los cerros Bototillo, Cerro Blanco, 507 y Cerro Azul, se mostraron completamente cubiertos de niebla y en algunos tramos de la carretera a Salinas incluso hubo lluvia. "Esto es normal", aclara Malavé, quien además insiste en que las corrientes frías del mar, que nos influencian en estos meses al chocar con el calor propio del interior del continente generan nubosidad y pequeñas garúas que alimentan al bosque seco. (I)

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto: