SoyLugoo vende en línea y entrega a domicilio artículos de emprendedoras

- 11 de mayo de 2020 - 15:58

Alcanzar un equilibrio entre la maternidad y el trabajo fue la motivación detrás de SoyLugoo, una plataforma de comercio electrónico que resuelve las dificultades que enfrentan las emprendedoras mientras, a la par, asumen la crianza de los hijos.

La idea surgió en 2018 a través de la convocatoria Mujeres Innovadoras, organizada por el Centro de Competitividad e Innovación. El proyecto fue construir un banco basado en la sororidad con el fin de que las mujeres accedan a crédito productivo y se conviertan en empresarias.

En el camino, las promotoras de la idea Natalí Arias y Ligia Andrade -amigas desde hace más de 15 años y con experiencia en el campo de las telecomunicaciones- descubrieron las “dolencias” que a diario enfrentan las emprendedoras.

“Tienen dificultades para cobrar, a veces las estafan con pedidos grandes que nunca pagan, necesitan apoyo para ampliar su red de clientes más allá de sus familiares y conocidos; y pierden muchas horas movilizándose en bus para hacer las entregas”, comenta Andrade.

La otra dificultad que preocupa a Arias fue que, en la mayoría de casos, son “mujeres invisibles ante el sistema financiero porque los bienes están a nombre del esposo, la economía gira en torno a las necesidades del hogar y es muy difícil que demuestren las ventas que realizan a través de redes sociales y en efectivo”.

Eso ha provocado que, en el corto plazo, las mujeres desistan del negocio y busquen empleo, a pesar de la calidad de los productos y potencial de crecimiento.

Ante esa realidad, aprovecharon su experiencia en el campo de las telecomunicaciones y la creación de nuevos productos para desarrollar una plataforma tecnológica que integre varios servicios en un formato sencillo para el emprendedor y el cliente.

SoyLugoo le permite al negocio contar con su propia página web donde pueda incluir un catálogo ilimitado de productos, la marca de la tienda, la información de contacto y correo electrónico, su Facebook y acceder a un botón de pagos a través de tarjeta de crédito, débito o realizar cobros contra entrega. Además, se integra con un servicio de distribución a domicilio.

“La emprendedora nos dice el día y hora para retirar el pedido -porque muchos de los productos que ofrecen se pueden personalizar y eso toma un tiempo mínimo- y nosotros se lo llevamos al comprador”, anota Andrade.

Así SoyLugoo, presentado al público en febrero pasado durante el Digital Bank organizado por la Asobanca, resuelve las dificultades que normalmente enfrenta una emprendedora para que se enfoquen en generar estrategias para su negocio y lo hagan crecer.

Al momento están en la fase de levantamiento de productos y fomentar el consumo directo a los fabricantes ecuatorianos.

“Con la pandemia hay que enfocarse en la reactivación económica del país”, sostiene Arias.

El 80% de los emprendimientos son liderados por mujeres, pero a consecuencia de la crisis económica actual hay muchas empresas familiares que han sentido la necesidad de tener su propia tienda virtual.

Además han hecho alianzas estratégicas con organizaciones que, como ellas, cree en el trabajo de las mujeres. Una de ellas se suscribió con la Red de Mujeres Líderes (Asolider), que ofrece capacitación para el fortalecimiento de los negocios.

En el proceso han conocido a familias muy pobres que quieren recibir a consignación artículos para vender y ganar una comisión, una alianza basada en la confianza. Por ejemplo, una empleada doméstica puede vender sábanas en las casas donde labora y generar un ingreso. (I) 

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto:
Medios Públicos EP