Autoridades destacan variedades de arroz bajo la modalidad de producción ecológica

Los técnicos explicaron que Iniap entrega una genética de arroz con productividad estable.
09 de enero de 2021 15:57

Autoridades del Ministerio de Agricultura y Ganadería (MAG) y del Instituto Nacional de Investigaciones Agropecuarias (Iniap) evaluaron la producción de tres parcelas de arroz, cultivado bajo modalidades de producción ecológicas, y en donde, además, se pusieron a prueba las dos nuevas variedades de gramínea presentadas el año pasado: INIAP Élite e Impacto.

Las parcelas están ubicadas en la sede de la Junta de Riego de Babahoyo (Los Ríos) y funcionan como parte de una granja experimental que sirve como un espacio para la capacitación de los productores de la zona en el manejo sostenible de la gramínea. Dentro de este mismo espacio, también se desarrolla el proyecto conocido como Arroz–Pato, que combina la producción de la gramínea con la cría de esta ave.

En la visita participaron el viceministro de Desarrollo Rural del MAG, Héctor Romero, así como el director Ejecutivo del Iniap, Andrés Andrade, entre otras autoridades y productores.

Respecto a los beneficios de las nuevas variedades, Andrade señaló que el principal interés del Iniap es entregar una genética de arroz con características de productividad y calidad estables; es decir, que puedan sostenerse en el tiempo.

“Son los años de investigación los que nos dan esa garantía”, dijo, al señalar que no se trata de producir más, sino de que la producción sea rentable.

En el caso del Arroz-Pato, la cosecha evidenció que de este sistema es posible obtener una calidad de grano limpio con buen tamaño y grosor y con rendimientos iguales que el cultivo convencional, pero con menores costos de producción. Esto genera un producto más sano para el ambiente y para el consumidor.

Andrés Luque, subsecretario de Producción Agrícola del MAG, explicó que esta modalidad de cultivo no requiere una mayor inversión en infraestructura ni un mayor uso de fertilizantes o plaguicidas, pues los “patos se comen los insectos y aportan abono orgánico al cultivo a través de sus heces”.

Luque aseguró que esta modalidad de producción de arroz es ideal para pequeños productores, ya que la incorporación de carne de pato genera una nueva posibilidad de ingresos para las familias.

El viceministro de Desarrollo Rural, Héctor Romero, expresó que el mayor interés de esta administración del MAG es lograr que las familias rurales vivan mejor y tengan mejores ingresos, y se refirió a algunas acciones puntuales como el fideicomiso creado para subvencionar la disminución en 5 puntos porcentuales en la tasa de interés para créditos dirigidos a riego y genética vegetal. (I)

Las más leídas