$ 900 millones venderán camaroneros en 2012

25 de octubre de 2012 00:00

Los camaroneros están complacidos con los resultados en la exportación y producción del crustáceo. “El Ecuador ya aprendió a convivir con la mancha blanca y contrarrestar su efecto”, fue la expresión de José Campusano, presidente de la Cámara Nacional de Acuacultura, al referirse a las positivas cifras de ventas que al cierre del 2012 serán de 900 millones de dólares.

El sector aprendió a ser más precavido, a ser más óptimo en el manejo de los recursos, a combatir las enfermedades, a realizar investigaciones sobre la alimentación del camarón. “Esto se lo demuestra cuando en el mismo número de hectáreas que había hace 24 años se lograron cultivar cerca de 400 millones de libras a finales de año”, expresó el líder de los productores y exportadores.

Para alcanzar este valor en las exportaciones se debió aumentar la producción en 140 millones de libras. En el año 1998 (antes del embate de la mancha blanca, año 200) las piscinas producían 262 millones de libras.   

Estas aseveraciones las formuló en el marco del XIV Congreso Ecuatoriano de Acuacultura & Aquaexpo 2012, evento organizado por la Escuela Superior Politécnica del Litoral y el mencionado gremio, y que desde el lunes se desarrolla en los salones del hotel Hilton Colón.

El tema del aumento en las ventas es la carta de presentación de los camaroneros ecuatorianos a los representantes mundiales que se dan cita en el Congreso. En el lugar toman relevancia los métodos de producción de alimentos balanceados para los crustáceos que tienen como eje el control de los aminoácidos que consumen la especie y su respuesta; además de la forma como ejecuta el control de las enfermedades.

Wilsón Gómez, productor camaronero orense, dijo que las ventas sí han mejorado de forma continua año a año. “En este momento llegamos a los niveles del año 1998. Sin embargo, hemos tenido que cosechar más de cien millones de libras que durante esa fecha y los suministros no tienen el mismo precio”.

María Belén, productora de Esmeraldas, reiteró que los logros alcanzados son el resultado casi exclusivo de los esfuerzos propios del sector. Y que las cifras este año son muy positivas debido a las inundaciones que han tenido los países asiáticos productores de camarón y a las enfermedades que han tenido que enfrentar.