El primer encuentro sucedió en Quito

26 empresas públicas abren ronda de negocios

- 19 de mayo de 2016 - 00:00
A través de sus representantes, las empresas públicas intercambiaron información sobre sus requerimientos.
Foto: Fernando Sandoval / El Telégrafo

Este mecanismo permitirá al Estado ecuatoriano un ahorro de $30 millones. Se suscribieron acuerdos de intención.

Ayer, en la estación de ferrocarriles de Chimbacalle en Quito, la Empresa Coordinadora de Empresas Públicas (EMCO-EP) desarrolló la ‘Primera Ronda de Negocios’ entre empresas públicas ecuatorianas.

Por los sectores estratégicos asistieron la Corporación Eléctrica del Ecuador (Celec), la Corporación Nacional de Electricidad (CNEL), Petroecuador y la Empresa Nacional Minera del Ecuador (Enami).  

En el sector de comunicaciones y medios participaron GamaTV, TC Mi Canal, Radio Bolívar, Radio La Prensa, Organización Radial, los Medios Públicos del Ecuador, EL TELÉGRAFO y la Corporación Nacional de Telecomunicaciones (CNT).  

En representación del sector de transporte, estuvieron Ferrocarriles del Ecuador (FEEP), la Línea Aérea del Ecuador (Tame) y la Flota Petrolera Ecuatoriana (Flopec). Por el campo de la construcción asistieron la Empresa Pública Nacional de Hábitat y Vivienda, Astilleros Navales Ecuatorianos (Astinave), la Empresa Pública Cementera del Ecuador (EPCE) y Ecuador Estratégico.

Las demás participantes fueron la Empresa Pública de Fármacos (Enfarma), la Empresa Pública del Agua,  Fabricamos Ecuador (Fabrec), la Unidad Nacional de Almacenamiento (UNA), la Empresa Pública Yachay, la empresa Santa Bárbara y Correos del Ecuador.

Los objetivos de la ‘Primera Ronda de Negocios’ fueron incrementar la interacción comercial entre las empresas, generar sinergias que potencien la oferta de productos y servicios y aumentar la eficiencia de sus planes anuales de contratación.

“Queremos que se genere una cultura de consumo interinstitucional asociado a la eficiencia y calidad, en el que estructuras livianas provean los mismos servicios que antes daban estructuras más pesadas”, manifestó Jorge Wated, presidente del directorio de la EMCO-EP.

Desde las 09:00 hasta las 16:00, las 26 empresas participaron en seis rondas de negocios mediante las cuales mantuvieron contactos para lograr el acceso a nuevos mercados y futuros negocios. A través de un mecanismo simple y directo, los representantes de las empresas expusieron cuáles son sus productos y cuáles son necesidades.  

Ricardo Urresta, coordinador de ventas de los Medios Públicos del Ecuador, detectó mucho interés por parte de las demás empresas para publicitar sus servicios en los medios que promueve. A su criterio, la principal ventaja que ofrece su empresa es ‘una comunicación 360’, que contempla televisión, radio y portales digitales.

Por su parte Antonio Hanna, de CNT, ofertó sus servicios de conectividad, internet, telefonía y almacenamiento en la nube. Agregó que su empresa demanda $ 6 millones anuales en servicios de transporte, mercadeo, imprenta e infraestructura.

Para Ana García, gerenta general de Ferrocarriles del Ecuador, una de las debilidades entre las empresas públicas radica en la necesidad de ampliar el conocimiento sobre sus giros de negocios. Por ello, para su empresa, la ronda de negocios le permitió superar esa situación.

Dieron a conocer su servicio de tren turístico que podría aplicarse para viajes corporativos y de incentivos, así como sus 24 salas para reuniones y eventos en el país.
Tradicionalmente Ferrocarriles del Ecuador ya abastece sus necesidades de combustible, transporte aéreo, telefonía, uniformes y durmientes a través del sector público.

En esta ocasión, las empresas participantes se plantearon como meta promover negociaciones que permitan al Estado ahorrar unos $ 30 millones. Según Wated, este objetivo provendrá de las ‘economías de escala’, es decir, de la reducción de costos motivada por el aumento del volumen de producción.

Al final de la primera ronda se suscribieron acuerdos de intención que serán monitoreados hasta que se concreten las negociaciones. Dado que los intercambios comerciales entre las empresas públicas deben realizarse de forma directa, las condiciones de las negociaciones varían según las políticas propias de cada institución participante.

Tras seis meses de gestión, el titular de la EMCO-EP señaló que su gestión se ha centrado en hacer análisis profundos de las empresas para fortalecer su capacidad instalada y promover estructuras más coherentes con su giro de negocios. (I)

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto:
Medios Públicos EP