El imperio de la marca Samsung inició con venta de verduras y pescado

- 03 de abril de 2018 - 00:00

La firma surcoreana cuenta con 490 mil empleados y genera ventas por $ 305 billones, más del 17% del PIB de su país.

¿Sabía usted que la marca Samsung inició su imperio comercializando verduras? Sí, así como usted lee.

Ochenta años antes de que aparezcan los televisores y teléfonos móviles del llamado Gigante de Corea del Sur, su fundador, Lee Byung-chul, de la provincia de Gyeongsang creó una empresa de exportación de estas legumbres y la llamó Samsung (que en coreano significa tres estrellas, de ahí su logotipo inicial).

Al principio, su empresa se dedicaba principalmente a la venta de pescado seco, verduras y de fruta a Manchuria y a Pekín. La gran demanda le permitió a Byung-chul comprar molinos de harina, máquinas de confección y centro de comercialización textil antes de dar el salto a la tecnología.

Lee Byung-chul nació en el seno de una familia adinerada que le permitió su ingreso a la universidad de Waseda en Tokio. Pero no terminó sus estudios y tras la temprana muerte de su padre, utilizó parte de su herencia para abrir una planta de arroz en su ciudad natal.

La planta de arroz no le dio mucho dinero por lo que decidió abrir una empresa de transporte de camiones en Daegu, a la que llamó Samsung Trading y que tenía las iniciales tres estrellas de Samsung en su logo, en 1938. Esta fue la primera piedra del imperio. Una empresa, que pese a los profundos problemas entre las relaciones de Japón y Corea, consiguió florecer sin frenar en ningún momento las exportaciones.

En 1953 Lee Byung-chul fundó Cheil Sugar (actualmente se llama CJ Cheil Jedal) y se trata de una industria dedicada a la alimentación que le dio a Byung el dinero suficiente para seguir fundando empresas que vendieran productos en una gran variedad de sectores, desde el textil, el automovilístico y, por supuesto, el consumo electrónico. En 1961 General Park, se hizo con el control de la empresa y Byung se quedó en Japón y no volvió a Corea del sur.

Samsung fundó y compró empresas de todo tipo, desde la aseguradora Ankuk Fire & Marine Insurance (1958), que pasó a llamarse Samsung Fire & Marine Insurance en octubre de 1993, hasta la fundación de Joong-Ang Development que pasó a llamarse Samsung Everland y es uno de los múltiples Holdings de la empresa.

Para diferenciarse, este además tiene un parque de atracciones, dos hospitales, hoteles y altos edificios.

Mercado electrónico
Pero si por algo es conocida Samsung a escala mundial es por sus productos electrónicos. Su camino empezó en 1969, desde su fusión con Sanyo que dio paso a la empresa Samsung-Sanyo Electronics, que se rebautizó después como Samsung Electro-Mechanics en marzo de 1975 y que se fusionó con Samsung Electronics en 1977.

Sanyo, también tuvo un origen peculiar, ya que la empresa japonesa empezó construyendo lámparas para bicicletas. Con ellos fabrica los primeros televisores en blanco y negro.

Desde aquí todo fue crecimiento para Samsung. Comenzaron a fabricar microondas, neveras, lavadoras y aire acondicionado. Además mientras tanto seguían fundando filiales dedicadas a la fabricación e investigación y desarrollo de circuitos y maquinarias, como  Samsung Techwin y Samsung Fine Chemicals. Desde la fundación de Samsung Aerospace Industries (actualmente, Samsung Techwin) en febrero de 1987, Samsung ha estado desarrollando sus capacidades en el sector aeroespacial a una velocidad sin precedentes.

El creciente interés de Samsung por la tecnología dio lugar a la creación de los dos institutos de investigación y desarrollo (I+D) de la empresa, que contribuyeron a ampliar aún más su alcance en los campos de la electrónica, de los semiconductores, de los productos químicos a base de altos polímeros, de la ingeniería genética, de los sistemas de telecomunicación de fibra óptica y de la ingeniería aerospacial, así como en nuevos campos de innovación tecnológica, desde la nanotecnología hasta las arquitecturas de red avanzadas.

En 1987, tras la muerte del el presidente fundador de Samsung, su hijo Kun-Hee Lee le sucedió como nuevo presidente. Durante este período, Samsung se propuso el reto de reestructurar sus antiguas actividades y acceder a nuevos sectores, con el objetivo de convertirse en una de las cinco empresas de la industria electrónica más importantes del mundo.

En 1992 comenzó a desarrollar el primer sistema de telefonía móvil de la compañía que se convertiría en el primer smartphone de 1999.

En ese tiempo Samsung no solo avanzó en el sector de la telefonía móvil, también se hizo fuerte en todos los campos en los que estaba presente. En 1998 se hacen con la mayor cuota de mercado de las pantallas TFT LCD y un año después desarrollan el primer televisor 3D.

Actualmente dominan el mercado de la telefonía móvil gracias a su gama Galaxy y a su apuesta por Android, mientras innova diseño y durabilidad de los equipos. (I)

Algo más

Innovación

El 2000 llega con grandes cambios en el entorno, lo que motiva a Samsung a invertir en innovación y a apoderarse de este concepto. Su nueva política, trajo consigo el desarrollo de una lavadora que no produce arrugas, el lanzamiento del primer televisior LCD del mundo, la oferta del blue-ray de tercera generación, así como importantes teléfonos móviles, lo que le permite a la marca ubicarse en el lugar número 25 del mundo, según Interbrand.

Secreto profesional

Cuenta la leyenda, que estaba previsto que estos móviles se lanzaran para 1995, pero que no funcionaran como debieran. Cuando Kun-Hee Lee descubrió el fallo que se producía en sus fábricas de China, mandó quemar todo el inventario. (I)

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Tags:
Enlace corto: