El Telégrafo
El Telégrafo
Ecuador/Mar.18/May/2021

Política

Tendencias
Historias relacionadas

Fedak “pone orden” y establece calendarios para el automovilismo

03 de marzo de 2013 00:00

Ordenamiento y protección es lo que al momento sienten pilotos y dirigentes con la creación oficial de la Fedak (Federación Ecuatoriana de Automovilismo y Kartismo), presidida por Juan Espinosa y amparada por   el Ministerio del Deporte.

Ya  se elaboró el calendario oficial de  competencias  en karting,  circuitos y  rally. En el primero arrancaron las pruebas ayer. Los circuitos iniciarán la próxima semana en Yahuarcocha y desde  el 16 partirán los de  rally  en Tungurahua.

La Fedak es el organismo que controla desde este año toda la organización de las pruebas  y da la autorización para  las mismas.

En los cinco últimos años no hubo un organismo que vigile el desarrollo seguro del automovilismo. La Comisión Deportiva Nacional (CDN) de Aneta, que tiene la representación de la FIA (Federación Internacional de Automovilismo) en el Ecuador   era la encargada de entregar el aval e incluso después de que el Congreso Nacional, en el  2005,  le  otorgara esa facultad. 

Dos años después la Procuraduría General del Estado validó esa designación y frenó el intento del   TAC (Tungurahua Automóvil Club) de asumir como  Federación.
Posteriormente la divergencia de criterios entre las distintas asociaciones  y el ente rector caotizó la realización de eventos.

“Cada club hacía las competencias a su antojo, se cruzaban las fechas, poquísimos recurrían a Aneta y en vez de haber torneos nacionales todo se volvió provincial. Había un desprestigio total de la institución”, indicó el ex director de la CDN y ex piloto, César Baldus.

Las diferencias entre organizadores y pilotos con el ente rector del deporte tuerca se centraban en la falta de apoyo económico y la elaboración de reglamentos que, según el criterio de varios conductores, “eran dirigidos para favorecer a ciertos participantes”.

Además había una exigencia extrema de la institución respecto a los aspectos de seguridad individual como el uso de los implementos necesarios con el material idóneo ordenado por la FIA.

Todo se agudizó hace un lustro cuando los clubes de las distintas provincias decidieron no  vincularse a   Aneta, ya que solo necesitaban la aceptación de las autoridades seccionales y la colaboración de la policía para poner en marcha cualquier competencia.

 “Hubo mucha negligencia en seguridad. Los organizadores utilizaban a sus amigos como comisarios.  Fuimos muy afortunados al correr en esas condiciones y que no se hayan producido accidentes”, refirió el piloto Juan José Rivera.

Aneta  (Automóvil Club del Ecuador) nació hace 61 años para ser el regulador del automovilismo y gracias al prestigio que adquirió con el transcurrir de los años y la proyección hacia nuevos servicios,  tuvo un respaldo exitoso de la empresa privada. Gracias a eso pudo   organizar 32 Vueltas a la República.

En cada una hubo  importantes premios económicos y hasta  vehículos nuevos para compensar el esfuerzo de los pilotos vencedores.

Ex directivos de la Comisión Deportiva Nacional consideran que Aneta priorizó las otras actividades a las que se amplió, como la escuela de conducción  y las gasolineras, negocios que le daban buenos ingresos económicos,  pero descuidó el automovilismo deportivo como tal.

Pero el boom monetario se estancó con la competencia que surgió por la creación de  nuevas instituciones de enseñanza no profesional de conducción.

Eso le hizo perder ingresos y entonces los rubros que destinaba a la comisión deportiva cada vez eran menores, a tal punto que en el 2010, durante  la presidencia de Baldus,  no hubo dinero para realizar la Vuelta a la República.

Tampoco pudo recurrir a la empresa privada por el desprestigio que tenía Aneta.
Hoy prefieren olvidar las diferencias y al momento Aneta y Fedak mantienen una relación cordial.

Las más leídas