Tenorio recupera su estado físico antes de afinar la táctica

23 de julio de 2013 - 00:00

Dos días más le costará a Ángela Tenorio recuperarse de su participación en el Mundial Juvenil de Atletismo Donetsk 2013 y entrar de lleno en la preparación técnica de cara al Mundial Absoluto Moscú 2013, que se celebrará del 10 al 18 de agosto próximo.

Ayer, en el estadio Los Chasquis de Quito, practicaron tres de las cuatro velocistas del equipo titular femenino de posta 4 por 100 metros que representará al país en Rusia.

Érika Chávez, Yuliana Ángulo y Ángela Tenorio comenzaron los ensayos de la posta; con ellas estuvo María Bone (13 años), de la categoría menores, quien ayudó en los simulacros de entrega y recepción del testigo.

Antes de ir a Moscú, el grupo entrenará en Madrid o Barcelona, eso debe resolverlo el DT Nelson GutiérrezDurante los 90 minutos que duró el entrenamiento, el profesor cubano Nelson Gutiérrez dispuso para Ángela Tenorio una labor de aflojamiento y menos carga técnica.

El trabajo regenerativo de Ángela empezó el sábado y el domingo pasados, días en los que si bien pasó con su familia, se le recomendó no dejar de ejercitarse. Esos días hizo natación, caminata y trote.

Por fortuna, según Gutiérrez, la experiencia y condiciones fisiológicas de Ángela le permiten adaptarse con rapidez a la altura capitalina, pues en Donetsk (Ucrania) corrió a nivel del mar.

En lo que resta de la semana, el grupo subirá el volumen de entrenamiento hasta llegar a los horarios habituales: dos jornadas, de dos horas cada una. La primera de 09:00 a 11:00 y la otra de 15:00 a 17:00.

Es posible que las seleccionadas y el instructor viajen este fin de semana a España para unirse a Selene Cevallos, la otra competidora de la posta, quien se desplazó a Guadalajara (España) el miércoles pasado junto al velocista Álex Quiñónez y la entrenadora Yosvania  Molina.

Médico

“Nuestros resultados nos dejan alegres, pero no satisfechos, pudimos haber ganado alguna medalla de oro”, dijo Nelson Guitérrez en torno a la presea de plata en los 200 metros lisos y a la de bronce en los 100 metros que Ángela obtuvo en Ucrania.

Dos aspectos conspiraron en aras de conseguir los primeros lugares: el cansancio del viaje hacia Donetsk y la falta de un médico que ayude a la recuperación de la atleta.

El primero les dejó sin la posibilidad de un descanso adecuado, el desplazamiento, previsto para dos días, les tomó 78 horas. En Moscú, paso previo para llegar a Donetsk, tuvieron problemas para hospedarse, pues debido a una reunión internacional de universidades, los hoteles estaban llenos.

A eso se sumó la ausencia del médico (Guillermo Álvarez), por lo que esas tareas las asumió Gutiérrez. “El cansancio influyó bastante, podía haber dado más de lo que di. Fuimos 19 deportistas y tres entrenadores, no fuimos con médico. Terminaba de correr y necesitaba a alguien que me pase hielo, mi entrenador hizo esa labor”, manifestó Tenorio.

Debido a esto, para el Mundial de Moscú se prevé que la selección cuente con la asistencia de Guillermo Álvarez, quien califica de fundamental que los deportistas cuenten con asesoría médica antes, durante y después de las lides.

El objetivo de la posta femenina en Rusia es acceder a la final. Gutiérrez recordó que la única velocista sénior es Érika Chávez (23 años), por  eso no es procedente presionar a las chicas. El conjunto se completa con dos juveniles, Yuliana Angulo (19 años) y Selene Cevallos (18), y una prejuvenil, Ángela Tenorio.

Lectura estimada:
Contiene: palabras
Visitas:
Enlace corto: